Menú Buscar
Pásate al modo ahorro
Una comisaría de Mossos d'Esquadra / GOOGLE MAPS

El TSJC anula la sanción a un mosso que reclamó más seguridad en comisaría

Asuntos Internos suspendió de empleo y sueldo al agente por exponer que vigilar solo los exteriores de dependencias policiales suponía un peligro

4 min

El Tribunal Superior de Justicia de Cataluña (TSJC) ha anulado la sanción que la División de Asuntos Internos (DAI) impuso a un agente de los Mossos d'Esquadra por reclamar más seguridad en comisaría.

El fallo del alto tribunal concluye que la nota que el agente remitió a su superior podía ser "incómoda", pero que no le faltó al respeto. Fue la DAI quien suspendió al mosso de sus funciones y sueldo durante 16 días en abril de 2018 al considerar que este había faltado a sus mandos.

Riesgo para su integridad

Ahora la Sección Cuarta de la Sala de lo Contencioso-Administrativo del tribunal catalán estima el recurso del agente, que redactó una nota interna en la que pidió que le diesen por escrito las órdenes verbales de su superior para realizar un servicio que, según su criterio, suponía un riesgo para su integridad física y la de otros compañeros.

El mosso, al que habían ordenado que permaneciera solo fuera de dependencias policiales, exponía que, en situación de alerta terrorista, faltaba seguridad en la recepción de las instalaciones donde se encontraba destinado.

El TSJC anula la sanción

Según el TSJC, el escrito del policía no supone una falta de respeto y de consideración a sus superiores, como argumentaba la sanción. Por ello rechaza la amonestación, al no apreciar "ningún ánimo de faltar al respeto o consideración" en la misma.

"Es evidente que la nota incorpora una exposición de hechos sobre cómo se estaba gestionando el servicio de recepción de la comisaría", subraya el TSJC. Además, detalla que la DAI no se detuvo en el contenido del escrito, sino solo en la formalidad, ya que se remitió directamente, sin pasar por su superior jerárquico, que fue quien organizó el servicio.

Seguridad en comisaría

Desde SAP-Fepol, cuyos servicios jurídicos han asesorado al agente, valoran "muy positivamente" la resolución del tribunal, no solo porque anula una sanción "impuesta injustamente", sino porque entiende que avala la actuación de un mosso que "simplemente se limitó a pedir por escrito unas órdenes que, a su entender, podían suponer un riesgo por la situación terrorista, no solo contra su integridad, sino contra la de todos los efectivos que tenían que realizar ese mismo servicio en otros turnos".

Cabe recordar que, tanto este como otros sindicatos de agentes, han reclamado en numerosas ocasiones que se incremente la seguridad en dependencias policiales. Solo el pasado octubre se produjeron dos incidentes en comisarías del cuerpo. El primero en Ripoll, donde un hombre empotró su vehículo contra la entrada. Sucedió de madrugada, cuando el conductor, bajo los efectos del alcohol, intentó interponer una denuncia y, acto seguido, arrancó el motor del turismo, y aceleró hasta chocar contra la puerta principal.

Dos ataques en dependencias de la policía

El segundo, pocos días después, se saldó con la agresión a dos agentes, también en el acceso de una comisaría, aunque en este caso, por motivos de seguridad, no trascendió la localización de la misma. Por este motivo, SAP-Fepol y SPC reclamaron al Departamento de Interior corregir deficiencias de seguridad en las instalaciones de la policía autonómica.