Menú Buscar
Pásate al modo ahorro
Sala conjunta de Barcelona / SAPOL

Sindicatos policiales reclaman el cierre de la sala conjunta por los "elevados casos de cáncer"

Sap y Sapol recuerdan que es un edificio "enfermo" por las "deficiencias" que presenta y exigen una solución definitiva

2 min

Es un reclamo que, tanto agentes de la Guardia Urbana como de los Mossos d'Esquadra, arrastran desde hace años. Sindicatos de ambos cuerpos piden el traslado de la sala conjunta de la calle Lleida en Barcelona a otra ubicación por los "elevados casos de cáncer" entre sus trabajadores.

Una petición de "solución definitiva" que el Sindicato Autónomo de Policía (SAP) y el Sindicato de Agentes de la Policía Local (SAPOL) han vuelto a exponer durante el Consejo de la Policía, el pasado 30 de julio, donde trasladaron al conseller de Interior, Joan Ignasi Elena, su malestar por las condiciones de salud y seguridad laboral en las que trabajan los cuerpos de emergencias.

Sala conjunta de Barcelona: un "edificio enfermo"

Señalan que se trata de un "edificio enfermo" por las "deficiencias" que presenta, y por el alto porcentaje de dolencias graves que ha generado entre el personal allí destinado, como cánceres. Los sindicatos recuerdan que desde 2005, cuando se instaló la sala conjunta en esta ubicación, han exigido su cierre y traslado en diversas ocasiones.

"Pasados los años todo sigue igual, y nada parece indicar que vaya a cambiar de forma inmediata", han lametando en un comunicado este lunes. Señalan que esta cuestión es "prioritaria" y que no están dispuestos a que esperar más para que Interior y el consitorio de Barcelona adopten una solución definitiva.

Evitar más casos de cáncer

Reclaman a ambas administraciones actuar con "responsabilidad", ya que la salud de los agentes "está en juego". "Pedimos diligencia para evitar más casos de enfermedades laborales relacionadas con el puesto de trabajo. En caso de no ser así, el conflicto laboral está servido", concluye el texto.