Menú Buscar
Trabajadora del Museo del Instituo Catalán de Paleontología con un fósil / ICP

Una ruta por Cataluña para los amantes de la paleontología

El Centro de Restauración e Interpretación Paleontológica de Els Hostalets o el yacimiento de Fumanya son paradas obligadas para descubrir fósiles en las comarcas de Barcelona

17.01.2019 15:58 h.
5 min

A los humanos siempre les ha apasionado lo desconocido, sobre todo si estaba relacionado con todos esos seres que habitaron el planeta Tierra antes que ellos. Por eso la paleontología genera bastante curiosidad, tanta que incluso puede ser considerada como uno de los motivos que llevan a mucha gente a viajar por el mundo en busca de fósiles de otras épocas.

En Cataluña, por ejemplo, los aficionados a la paleontología encontrarán diversos lugares para seguir aprendiendo sobre la historia de nuestros antepasados. Concretamente, las comarcas de Barcelona poseen un rico patrimonio paleontológico. “Ven a disfrutar de un viaje fascinante en el tiempo geológico”, invitan desde BCN+, que recomienda visitar los “yacimientos excepcionalmente conservados, donde podrás descubrir esqueletos, huesos, huevos, mamíferos... ¡e incluso huellas de dinosaurios! Recursos que te ayudarán a entender la evolución de nuestra ascendencia”.

Jugar a ser paleontólogo por un día

El comienzo de la ruta por la región catalana hay que situarlo en la comarca de la Anoia, más concretamente en Els Hostalets de Pierola, un entorno bastante rico en lo que a patrimonio paleontológico se refiere. No en vano, se trata de una de las zonas más importantes para la paleontología en Cataluña y en el mundo. “Es uno de los territorios más ricos en fósiles de primates de la época del Mioceno y donde tuvo lugar el hallazgo más importante en el estudio de la evolución de los homínidos: el Pierolapithecus catalaunicus, también conocido como Pau”, explican los expertos de Barcelona es mucho más. 

Cráneo del 'pierolapithecus catalaunicus' / ICP

Cráneo del 'pierolapithecus catalaunicus' / ICP

Los visitantes no pueden desaprovechar la oportunidad de conocer el Centro de Restauración e Interpretación Paleontológica de Els Hostalets, que organiza un sinfín de actividades. Por ejemplo, hay talleres en los que los más pequeños serán paleontólogos por un día, y también se puede planificar una visita a la exposición Una ventana al Mioceno, en la que los interesados podrán tocar fósiles con más de doce millones de años de antigüedad.

Un viaje en el tiempo en Fígols

El recorrido por esta ruta paleontológica por Cataluña continúa realizando un viaje en el tiempo sesenta y cinco millones de años atrás. Para ello hay que desplazarse hasta el municipio de Fígols, ubicado en la comarca del Bergadá. En el yacimiento de Fumanya a los turistas les espera una antigua explotación de carbón a cielo abierto en la que se han descubierto miles de huellas, huesos y huevos de dinosaurios.

El de Fumanya es uno de los yacimientos con restos fósiles de dinosaurios del Cretácico superior más importantes de Europa, además de haber sido declarado Bien Cultural de Interés Nacional. “Te animamos a participar en las visitas guiadas que organiza el Museo de las Minas de Cercs, que te permitirán conocer cómo era la vida de los dinosaurios en nuestro territorio hace sesenta y cinco millones de años”, comentan desde BCN+.

Investigando en el Museo del Instituto Catalán de Paleontología

Para finalizar este viaje por el mundo de la paleontología en las comarcas de Barcelona es recomendable visitar el Museo del Instituto Catalán de Paleontología (ICP), situado en Sabadell. En este espacio es posible convertirse en paleontólogo reproduciendo cuatro investigaciones reales del ICP, visitando un laboratorio de restauración de fósiles, disfrutando de una experiencia de realidad virtual con fósiles en 3D y trasladándose en el tiempo con audiovisuales que recrean los paisajes de hace sesenta y seis millones de años.

¿Quiere hacer un comentario?
Esta web utiliza 'cookies' propias y de terceros para ofrecerte una mejor experiencia y servicio. Más información