Menú Buscar
Agentes de Mossos con un detenido por violencia doméstica / MOSSOS

Mossos realizan seguimiento a 17.000 víctimas de violencia doméstica durante el confinamiento

El cuerpo recuerda el papel esencial de los vecinos para proteger a las personas vulnerables durante la cuarentena por la emergencia sanitaria

3 min

Los Mossos d'Esquadra realizan seguimiento a 17.000 víctimas de violencia doméstica durante el confinamiento. El cuerpo ha diseñado un dispositivo específico para la protección de personas vulnerables durante la cuarentena por la emergencia sanitaria y ha recordado que los vecinos juegan un papel clave para poder alertar a los servicios de emergencias en caso de detectar una situación de peligro.

Así lo ha detallado este jueves la inspectora Montserrat Escuder, quien ha subrayado que, en ningún caso, "el confinamiento significará inmunidad para los agresores". Por este motivo, la policía autonómica ha activado un plan de contingencia para garantizar la seguridad de las víctimas de violencia en el hogar.

Grupos de Atención a la Víctima

Un plan que aumenta las acciones de seguimiento y protección a las víctimas para adaptarlas a la actual situación de emergencia, e incrementar así su percepción de seguridad. En la actualidad, los Grupos de Atención a la Víctima (GAV) realizan el seguimiento a un total de 17.133 personas, de las cuales 11.799 disponen de medidas judiciales de protección.

Estos seguimientos corresponden a víctimas de violencia machista en el ámbito de la pareja, de violencia doméstica, de violencia sexual, de mutilación genital femenina, de matrimonios forzados, de ilícitos penaltis motivados por el odio y discriminación, así como de trata de seres humanos.

Una joven sostiene una pancanta contra la violencia machista / EFE
Una joven sostiene una pancarta contra la violencia machista / EFE

Garantizar la seguridad

La intención de estos contactos es proporcionar herramientas en caso de que los afectados necesiten presentar una denuncia policial, ya que algunas víctimas no cuentan con una orden de alejamiento de sus agresores y será la información que recopilen los agentes la que permitirá tomar decisiones en función de cada persona, para garantizar así su seguridad.

No solo a mujeres que conviven con sus maltratadores, sino también violencia contra menores y ancianos en el ámbito familiar. Según el cuerpo, que no ha facilitado cifras concretas, los incidentes relacionados con conflictos familiares y violencia de género se han incrementado "ligeramente" desde el pasado fin de semana.

Ayuda vecinal

Por eso recuerdan que los vecinos y las familias tienen ahora un papel más importante que nunca a la hora de proteger a las víctimas. "Necesitamos su complicidad. Si se detectan situaciones de violencia grave deben llamar al 112, y si son dudas, preguntas o miedos, pueden hacerlo al 900 900 120", ha detallado Escuder.