Menú Buscar
Pásate al modo ahorro
El exconsjero de Interior Quim Forn en una de sus salidas de la prisión de Lledoners / EUROPA PRESS

Forn amenaza con denunciar a De los Cobos por falso testimonio

El exconsejero de Interior celebra la absolución de Trapero y Laplana y acusa a la juez Lamela de basarse solo en atestados policiales

3 min

"Creo que ahora es el momento de estudiar si hay base jurídica para actuar contra estas personas, si han incurrido en un delito de falso testimonio y si existen contradicciones en sus declaraciones ante el Supremo y la Audiencia Nacional". Así se ha manifestado Joaquim Forn sobre el coronel de la Guardia Civil Diego Pérez de los Cobos y el teniente Baena, que declararon como testigos en el juicio del procés, por el que el exconsejero de Interior fue condenado a diez años de prisión por sedición

En un cuestionario que ha respondido a RAC1, Forn también ha cargado contra la magistrada Carmen Lamela, de quien sostiene que se valió exclusivamente de los atestados del instituto armado y de la Policía Nacional para instruir la causa contra los líderes independentistas. Informes, según el extitular de Interior, "absolutamente sesgados, que carecen de cualquier objetividad y que tenían por finalidad apuntalar el relato de la fiscalía". Una tesis que, según él, se refuerza tras la absolución del mayor de los Mossos d'Esquadra Josep Lluís Trapero y la intendente Teresa Laplana

Absolución de Trapero

Sobre esta cuestión, Forn ha señalado que "es una gran noticia" y ha apuntado que se trata de un "cogotazo --clatellada, en catalán-- en toda regla a las tesis de fiscalía, que se sostienen en los atestados de la Guardia Civil y la Policía Nacional", ha opinado. 

Además, el exconsejero ha manifestado que el fallo de la Audiencia Nacional "es una prueba más de que el juicio del Supremo fue político y de que todos los procesados tendrían que haber salido con unas condenas altas para que [les] sirviese de escarmiento y de advertencia de cara al futuro". 

Condenado por sedición

Aún hay más. Forn considera que las pruebas que aportó ante el alto tribunal no "difieren en absoluto" de las que aportó el entonces jefe de los Mossos. Señala así que, a pesar de ello, "se dan pronunciamientos contradictorios sobre los mismos hechos", y es que mientras que finalmente Trapero ha sido absuelto, él cumple condena en una prisión catalana, por su implicación en el referéndum del 1-O.