Menú Buscar
Pásate al modo ahorro
La secretaria general de Educación, Patrícia Gomà, y la responsable de los programas intersectoriales en la infancia y adolescencia, Laia Asso, durante la rueda de prensa / CG

Educación abre las bolsas de trabajo para reclutar más profesores ante las bajas por Covid

A pesar de la alta demanda de docentes sustitutos, el departamento niega sentir miedo de quedarse sin oferta porque disponen de unos 8.000 maestros de primaria y más de 14.000 de secundaria

3 min

La Consejería de Educación ha reabierto esta mañana las inscripciones a las bolsas de trabajo de docentes interinos ante la elevada cantidad de bajas laborales provocadas por el Covid-19. Según ha explicado en rueda de prensa la secretaria general del departamento, Patrícia Gomà, con ello esperan “reclutar el máximo de gente posible, siempre que cumplan con los requisitos de formación” para el puesto.

Desde el viernes, la conselleria ha nombrado a un total de 4.375 profesores para cubrir las faltas, unas cifras que han descrito como “históricas”. Ante ello, sindicatos del sector educativo, como USTEC·STEs y CCOO, ya alertaron ayer de que las bolsas de algunas especialidades estaban comenzando a agotarse y que hay más de 420 plazas sin cubrir.

“No se está sufriendo”

El departamento no ha dado cifras sobre la cantidad de personal docente que se encuentra actualmente de baja por haberse contagiado, pues alega que no dispone de estas informaciones por la política de protección de datos. No obstante, los datos actualizados hoy en la aplicación Traçacovid indican que hay 7.183 trabajadores del sector de la educación confinados.

Aun así, Gomà ha aclarado que, por ahora, “no se está sufriendo” por la cobertura de bajas y ha puntualizado que disponen de unos 8.000 maestros de primaria y más de 14.000 de secundaria, entre los que ha recordado que se incluyen diversas especialidades.

Refuerzan el programa de tests

Por otro lado, la responsable de los programas intersectoriales de Salud Pública, Laia Asso, ha anunciado la implementación de mejoras por parte del Govern en el programa de tests de antígenos rápidos (TAR) financiados a los alumnos catalanes en las farmacias ante la alta demanda de estos últimos días.

La doctora ha recordado que estas pruebas no son obligatorias, pero se recomiendan para todos los menores de 12 años que hayan sido contactos estrechos de un positivo. En el caso de los mayores de dicha edad, solamente se ofrece la posibilidad de hacer un test a los inmunizados, dado que los no vacunados deben cumplir automáticamente la cuarentena de siete días: “El objetivo es descartar posibles positivos asintomáticos en el aula”.