Menú Buscar
Pásate al modo ahorro
Bares y restaurantes en Barcelona podrían abrir hasta las 11 de la noche / EP

Bares y restaurantes de Cataluña podrán servir cenas a partir del 9 de mayo

El Govern prorroga las restricciones vigentes una semana más, con "pequeñas aperturas", como la de los parques de atracciones

3 min

Bares y restaurantes de Cataluña podrán servir cenas tanto en terrazas como en interiores a partir del 9 de mayo. Eso sí, hasta entonces el Govern prorrogará las restricciones vigentes, con "pequeñas aperturas". Será este mediodía cuando los consejeros de Salud e Interior, Alba Vergés y Miquel Sàmper, anunciarán el conjunto de medidas en una rueda de prensa. 

Por el momento, según ha detallado TV3, el Procicat aún estudia qué hará con el toque de queda, una vez decaiga el estado de alarma el 9 de mayo. La intención de la Generalitat es mantenerlo, pero retrasarlo.

Apertura de bares para cenas​

Por el momento --y desde el 8 de marzo--, los locales de restauración pueden abrir entre las 7.30 y las 17.00 horas, y los que preparan comida para llevar pueden hacerlo hasta las 22.00 si es el cliente quien se encarga de recoger el encargo, y hasta las 23.00 horas si son empleados del mismo quienes llevan la comanda a domicilio.

Hace semanas que el Ejecutivo catalán estudia la posibilidad de reabrir la restauración en horario nocturno, aunque la incidencia del virus no lo permitió. Ahora, con una ligera mejora de los indicadores, y otra leve reducción de los pacientes ingresados en ucis, el sector verá cómo el domingo 9 de mayo se materializa su reclamo. No solo restauradores, sino que el propio concejal de Seguridad de Barcelona, Albert Batlle, pidió a la Generalitat la apertura de estos negocios hasta las once de la noche. 

Toque de queda tras el estado de alarma

Fue hace una semana cuando el Govern aprobó una nueva apertura comarcal, la de la restauración en centros comerciales y eliminó el límite por burbujas de convivencia en reuniones sociales. Ahora el principal escollo se encuentra en la regulación de restricciones como el toque de queda, una vez finalice el estado de alarma, porque las medidas que afecten a derechos fundamentales deberán ser validadas por los tribunales.