Menú Buscar
Pásate al modo ahorro
Uno de los mastines de los Pirineos que se han puesto a disposición de un ganadero de Les (Lleida) / CONSELH GENERAU d'ARAN

Aran recluta mastines para proteger al ganado de los ataques de osos

El Conselh Generau pone en funcionamiento un plan piloto con perros a imagen y semejanza del implementado en Castilla y León

3 min

El Conselh Generau d’Aran ha puesto en funcionamiento un plan piloto para proteger al ganado bovino y equino de posibles ataques de osos con perros de protección. Esta medida, que se nutre de la implementada en Castilla y León desde hace años, se llevará a cabo con mastines de los Pirineos.

El uso de perros de protección es una practica muy utilizada en distintas explotaciones ganaderas y apícolas de León donde, a diferencia del oso en Aran, el lobo ibérico es el gran depredador de reses. En total cuatro mastines patrullaran los alrededores, tres cachorros y un perro de seis años y con experiencia previa.

Protección en Les y Mont

Los tres cachorros de mastín facilitados por el Conselh Generau en esta prueba piloto se han puesto a disposición de un ganadero de Les (Lleida). Estos iniciaran el periodo de implementación con el rebaño equino, que consiste en la adaptación de los perros a los caballos para establecer un vínculo con ellos por el cual desarrollarán un instinto de protección.

Uno de los mastines de los Pirineos que se han puesto a disposición de un ganadero de Les (Lleida) / CONSELH GENERAU
Uno de los mastines de los Pirineos que se han puesto a disposición de un ganadero de Les (Lleida) / CONSELH GENERAU

El cuarto no es un cachorro, pero se trata de un joven can de seis años y con experiencia previa. El ganadero de Mont, en Vielha e Mijaran (Lleida), al que ha sido puesto a disposición lo utilizará de protección para su rebaño de caballos ante los ataques de osos, especialmente Goiat como uno de los más conflictivos, una vez salgan de la hibernación esta primavera.

Traspaso de competencias de grandes carnívoros

La Generalitat traspasó oficialmente al Conselh Generau en octubre de 2021 las competencias para la gestión de grandes carnívoros, es decir, osos. Esto permite al gobierno aranés agilizar la tramitación de ayudas a los ganaderos, que deberá perfilarse en la comisión técnica que se creará entre ambas instituciones y que se reunirá un mínimo de dos veces al año.

Esto implica que la introducción de mastines de los Pirineos para prevenir los ataques de plantígrados es una de las primeras actuaciones que el Ejecutivo de Aran lleva acabo con estas competencias recién traspasadas. “Desde el Conselh Generau llevamos tiempo trabajando intensamente para encontrar soluciones a la problemática de los ataques de oso al vacuno y equino que hemos estado sufriendo los últimos años y pensamos que esta forma de protección podría ser una buena solución”, ha explicado el consejero de Territorio, Paisaje y Gestión Ambiental, Francés Bruna.