Menú Buscar
El presidente de la Generalitat, Quim Torra, junto a la presidenta de la ANC, Elisenda Paluzie

Paluzie lanza a la ANC contra su propia universidad

La independentista, que aspiraba a ser rectora de la Universitat de Barcelona, la pone en la diana de sus ataques en la Diada para calentar la precampaña de las elecciones en esta institución pública

5 min

La presidenta de la Assemblea Nacional Catalana (ANC), Elisenda Paluzie, ha colocado a la Universitat de Barcelona (UB) en la diana de sus ataques independentistas de cara a la Diada. Asegura que esta institución pública ha sucumbido al "unionismo". Se da la circunstancia de que Paluzie aspiraba a ser rectora de la UB con el apoyo de Carles Puigdemont. A cambio, la activista enterraría el hacha de guerra contra Junts per Catalunya (JxCat), partido al que junto a ERC ve como responsable del fracaso del procés.

Convencida de que no revalidaría la presidencia de la ANC, Paluzie preparaba el asalto a la universidad, tal como se hizo con Joan Canadell en la Cámara de Comercio de Barcelona. Tras ser reelegida, esas ambiciones se complican, pero Paluzie ha decidido irrumpir en la precampaña de las elecciones a nuevo rector de la UB.

Torra salva la Diada

Este centro será rodeado por los activistas secesionistas ese 11 de septiembre pues, ante la imposibilidad de organizar una concentración tan masiva como en años anteriores, la ANC ha convocado actos más reducidos consistentes en rodear enclaves que, a juicio de la entidad, están al servicio del Estado “opresor”. La iniciativa cuenta con el visto bueno del presidente de la Generalitat, Quim Torra, quien ha salvado el 11 de septiembre de la prohibición de las reuniones de más de 10 personas para evitar contagios de la pandemia de coronavirus.

Joan Canadell y Elisenda Paluzie, enfrentados en las elecciones de la ANC / CG
Joan Canadell y Elisenda Paluzie, enfrentados en las elecciones de la ANC / CG

“Paluzie ha visto frustradas sus aspiraciones a ser rectora, porque presidir la ANC y dirigir la UB no es compatible. Pero está claro que quiere influir en las elecciones”, explican fuentes universitarias.

Exdecana y catedrática de Economía Aplicada

Crónica Global ya informó de ese deseo de asaltar el mundo universitario a lo grande de Paluzie, cuyo currículum incluye un máster en Economía por la UB, un máster en Economía Internacional y Desarrollo por la Universidad de Yale y un doctorado en Economía por la UB. También hizo cursos en la London School of Economics. Entre febrero de 2009 y abril de 2017 fue decana de la Facultad de Economía en la misma universidad.

Una bandera independentista en la Universitat de Barcelona (UB), ejemplo de politización que denuncia un colectivo de profesores / CG
Una bandera independentista en la Universitat de Barcelona (UB) / CG

Las votaciones para elegir al futuro rectorado de la UB están previstas para noviembre, por lo que se esperaba que después del verano se activara el proceso de candidaturas. Sin embargo, la pandemia también ha alterado la vida universitaria y a finales de septiembre se reunirán los órganos directivos de la UB para confirmar las fechas de las elecciones a rector. De lo contrario, las urnas se tendrían que colocar en febrero o marzo, pues existe una norma no escrita según la cual las elecciones deben hacerse en época lectiva.

¿Tiene apoyos?

Uno de los requisitos para ser rector es ser catedrático, cargo que la presidenta de la ANC tiene desde marzo de este año, cuando obtuvo la Cátedra de Economía Aplicada, una categoría que curiosamente pertenece al cuerpo de funcionarios del “Estado opresor".

Dicho de otra manera, es probable que Paluzie no se presente a las elecciones, que según las citadas fuentes están llamadas a convertirse en un “todos contra Joan Elias” (el actual rector, cuya gestión ha sido muy criticada), pero no renuncia a influir y convertir las votaciones en un pulso entre independentistas y constitucionalistas.

¿Cuenta Paluzie con apoyos suficientes para realizar estas maniobras? Es una gran incógnita. “Su apuesta puede generar rechazo, pero también puede reventar candidaturas transversales donde conviven independentistas y no independentistas”, concluyen esas fuentes universitarias.

Destacadas en Política