Menú Buscar
Pásate al modo ahorro
La web que denuncia el 'Catalan Gate', creada meses antes de conocerse el presunto espionaje masivo con Pegasus a unos 60 independentistas

Òmnium preparó hace meses una campaña contra el ‘Catalan Gate’

Un tuitero descubre que la entidad cultural, subvencionada por la Generalitat, ya tenía preparado un vídeo y una web sobre el espionaje a políticos y activistas independentistas

2 min

Las fechas no cuadran. Òmnium Cultural, entidad independentista subvencionada por el Govern, preparó hace meses una campaña contra el Catalan Gate, vídeo y web incluidos. Así lo ha destapado un tuitero, lo que ha provocado una tormenta en las redes sociales

Rafa Limones (@RafaLimones) ha destapado que Òmnium Cultural ya había registrado hace cuatro meses la web catalangate.cat, pero ha sido ahora cuando ha trascendido el espionaje de una sesentena de políticos, abogados y activistas independentista mediante el programa israelí Pegasus, cuando se ha activado. “¿Cómo sabía Òmnium hace cuatro meses que le pondrían ese nombre al ‘escándalo’?”, se pregunta el tuitero que, además, recuerda que es la misma expresión utilizada por la Universidad de Toronto [se puede leer en este enlace] en un artículo del pasado 18 de abril. Limones adjunta detalles del dominio utilizado.

En la política de privacidad de catalangate.cat se informa de que el titular de la web alojada a la URL www.dialogueforcatalonia.com y el responsable del tratamiento de los datos es Òmnium.

twitter catalangate
Twitter del perfil Catalan Gate creado por Òmnium

 

dominio catalangate
Dominio de la página web Catalan Gate de Òmnium

 

aviso legal web
Aviso legal de la web de Òmnium sobre el Catalan Gate

Curiosamente, la “cuenta oficial de las víctimas del Catalan Gate” en Twitter aparece registrada con fecha de diciembre de 2012. Asimismo, señala que Òmnium ya tenía preparado un vídeo “grabado, editado y rondando por la red”. Se refiere a un vídeo en el que aparece un hombre sometido a la vigilancia de un individuo que observa detalles íntimos de su vida –baño, dormitorio, ambulatorio…– y que advierte de que 65 periodistas, abogados, activistas y políticos han sido objeto de seguimientos por parte del Estado español, pero que hay “miles de víctimas colaterales”.