Menú Buscar
Antoni Fernández Teixidó, presidente de Lliures, en un acto del partido / CG

Lliures pide al independentismo que se olvide ya de la unilateralidad

El partido de Fernández Teixidó, que defiende un nuevo catalanismo, ve la sentencia “ajustada a derecho” y reclama que se aprendan las lecciones del 1-O

14.10.2019 14:20 h.
2 min

“Ajustada a derecho”. Así califica la sentencia del Tribunal Supremo sobre la sentencia del 1-O la dirección de Lliures, el partido catalanista que impulsó Antoni Fernández Teixidó. Esa sentencia, sin embargo, nunca se debería haber producido, a juicio de Lliures, “si los respectivos gobiernos, el catalán y el español, hubieran sido políticamente diligentes en la gestión de una crisis política  como la que origina todo lo que ha llegado a continuación”. La petición de Lliures es que se abandone la “unilateralidad”, y se supere “la actual dinámica de bloques de la política catalana”.

Lliures, que vive un proceso de acercamiento con otras fuerzas políticas como Lliga Democràtica para protagonizar una candidatura “catalanista” al Parlament, insiste en que la sentencia abre una nueva etapa y que se debe aprovechar: “La sentencia marca un hecho histórico que el catalanismo no puede dejar de lado; es más necesario que nunca superar la actual dinámica de bloques de la política catalana para iniciar una nueva etapa que deje atrás este ‘procés’ permanente hacia ningún sitio”.

Antoni Fernández Teixidó, presidente de Lliures / EFE
Antoni Fernández Teixidó, presidente de Lliures / EFE

Mantener el autogobierno

Lo que se pide va en dos direcciones: “El independentismo unilateralista y la visión centralista del Estado, las dos partes de este fatal conflicto, nos deja un país que costará mucho de recuperar, pero es absolutamente urgente y necesario que el catalanismo asuma el reto”.

Lliures sostiene que los esfuerzos se deben centrar en el mantenimiento del autogobierno, y en “reforzarlo” de cara a los próximos años, con un requisito previo, claro, que es un mensaje al independentismo: “se debe tener la firma voluntad de no volver vivir nunca más situaciones como las que han motivado la sentencia del Tribunal Supremo”. Es decir, un llamamiento en contra del “independentismo unilateral”.