Menú Buscar
Pásate al modo ahorro
Secuencia de los incidentes en Sabadell (i), paseo en Reus (c) con Ortega Smith y algaradas en esta ciudad (d) / CG

Algaradas contra actos de Vox en Sabadell y Reus

Segundo día de incidentes provocados por independentistas contra el partido de Santi Abascal

3 min

Algaradas provocadas por independentistas radicales contra actos de Vox en Sabadell (Barcelona) y Reus (Tarragona). El partido de Santi Abascal, que presenta a Ignacio Garriga como cabeza de cartel a las elecciones autonómicas del 14 de febrero, ha vivido un segundo día de incidentes, después de un intento de agresión al propio presidente del partido en Girona ayer sábado. 

En esta ocasión, ultras y secesionistas radicales se han enfrentado en los aledaños de actos de Vox en la localidad barcelonesa y la segunda mayor ciudad provincial en Tarragona. En la primera urbe, los Mossos han separado simpatizantes del partido de una protesta de signo contrario. Pese a ello, se han producido enfrentamientos que han obligado a la policía catalana a emplearse a fondo para evitar males mayores. Los agentes han detenido a tres personas tras la pelea. 

Huevazos contra Ortega Smith

En Reus, nacionalistas radicales han cercado la comitiva del secretario general de la fuerza verde, Javier Ortega Smith, y le han lanzado huevos. Uno de ellos ha impactado contra un escolta del también diputado en el Congreso. Ortega Smith ha visitado la ciutat tarraconense acompañado de Isabel Lázaro, líder de la formación en la provincia. 

Pese a la tensión, la Brigada Móvil de los Mossos ha conseguido separar a los bandos opuestos, desplegándose en la plaza de la Libertad de Reus. Verdes e independentistas han intercambiado insultos y se han producido algunos lanzamientos, sin mayores consecuencias. 

Intento de agresión a Abascal en Girona

Los episodios de tensión en Sabadell y Reus se producen un día después de que secesionistas radicales como Arran y otros grupos convocaran para boicotear un acto de Abascal y Garriga en el parque de La Devesa de Girona. 

De nuevo, la Brimo de los Mossos se interpuso entre las dos partes, pero no pudo evitar intentos de agresión al presidente de Vox, que culpó al Govern y al Gobierno del intento de boicot al mitin preelectoral.