Menú Buscar
La ministra de Política Territorial y Función Pública, Meritxell Batet, y el consejero de Acción Exterior de la Generalitat, Ernest Maragall / EFE

El Gobierno retirará los recursos contra otras dos leyes del Parlament

Batet y Maragall firman el acuerdo para dar vía libre a las leyes de emergencia social antes de hacer lo mismo con la de cámbio climático y la de la agencia de protección social

30.10.2018 19:13 h.
3 min

La ministra de Política Territorial y Función Pública, Meritxell Batet, ha anunciado que el Gobierno se plantea retirar otros dos recursos ante el Tribunal Constitucional contra sendas leyes del Parlament de Cataluña impugnadas por el Ejecutivo del PP: la de cambio climático y la de la agencia de protección social catalana.

Así lo ha avanzado a los periodistas tras firmar en la sede del Departamento de Acción Exterior, Relaciones Institucionales y Transparencia de la Generalitat un acuerdo con el conseller Ernest Maragall por el que el Gobierno retira parcialmente los recursos de inconstitucionalidad que se presentaron en su día a la Ley 24/2015 y la 4/2016 de medidas urgentes para la emergencia en el ámbito de vivienda y la pobreza energética.

"Normalidad institucional"

Batet ha reivindicado que lo firmado hoy demuestra la voluntad del Ejecutivo de Pedro Sánchez de establecer un diálogo institucional con la Generalitat y de querer volver a una "normalidad institucional" en las relaciones entre las dos administraciones tras un periodo en la que se habían deteriorado.

La ministra ha resaltado la "voluntad de abrir y establecer un diálogo sincero" con el Govern presidido por Quim Torra. Un diálogo que tiene "dos patas fundamentales": la intención del Gobierno de encarar una "etapa de normalidad institucional" y de interlocutar "de forma directa" con la sociedad civil catalana. "Hoy se materializan estos dos ejes. Se plasma esta vía de diálogo, esta vía política que para nosotros es fundamental", ha subrayado.

Avalado por la jurisprudencia constitucional

Batet ha afirmado que el acuerdo hoy rubricado "se adecúa perfectamente a la doctrina y la jurisprudencia del Tribunal Constitucional", por lo que no encontrará trabas legales, y ha reivindicado que la solución alcanzada entre ambos Ejecutivos permite "atender a las personas más vulnerables", aquellas "que podrían ser víctimas de desahucios".

La firma de hoy es la formalización del acuerdo al que ambas partes han llegado en las reuniones técnicas de la Subcomisión de Seguimiento Normativo, Prevención y Solución de Conflictos, que forma parte de la Comisión Bilateral entre el Gobierno y la Generalitat.

Maragall pide más

Por su parte, Maragall no ha sido tan optimista como la ministra Batet. Aunque ha tildado el acuerdo de "concreción positiva" del diálogo", lo considera insuficiente.

El dirigente nacionalista ha reclamado avances en otros dos ámbitos: la libertad de los políticos en prisión preventiva por su participación en el 1-O y el reconocimiento del derecho a la autodeterminación --entendida como independencia-- de Cataluña.