Menú Buscar
Pásate al modo ahorro
Miquel Iceta, líder del PSC / EUROPA PRESS

La falta de una política industrial centra las críticas a Torra tras el cierre de Nissan

PSC insta a reactivar y dotar de recursos al sector, mientras que Cs avisa del riesgo de que el independentismo ahuyente las inversiones

5 min

La falta de una política industrial ha centrado las críticas de la oposición contra el presidente Quim Torra tras la confirmación del cierre de Nissan. El PSC ha defendido la continuidad de la planta de Barcelona "al ser más rentable invertir que asumir el coste del cierre, que podría superar los 1.000 millones de euros". Los socialistas afirman que la planta "tiene carácter estratégico, ya que abandonar Cataluña y España es abandonar la Unión Europea, con el consiguiente coste en un mercado de más de 500 millones de habitantes".

Recuerdan que "el sector de la automoción ha sido estratégico y de liderazgo en Cataluña y consideramos que en la estrategia industrial, de innovación y futuro es un tractor importante de la economía, con tejido industrial consolidado, con oportunidades de futuro que genera riqueza y da trabajo a cientos de miles de trabajadores y trabajadoras en Cataluña".

Activar el pacto para la industria

El PSC emplaza a la Generalitat a "activar el Pacto para la industria y dotar con recursos al plan estratégico de apoyo a la industria de la movilidad y de la automoción 2020-2025. Hoy hay un plan alternativo para recuperar un proyecto autónomo para Motor Ibérica, un plan adaptado a los tiempos actuales, tanto en tecnología como en capacidades productivas de los momentos actuales. Especializar el sector en Cataluña en el coche eléctrico".

Los representantes de los comunes a diferentes instituciones han defendido la necesidad de trabajar en políticas de movilidad, de electrificación de las infraestructuras de recarga, de refuerzo de las energías renovables y de las políticas de I + D + I. Es necesaria una respuesta inmediata por parte de todas las administraciones para garantizar la continuidad de la empresa con un plan de viabilidad y futuro para mantener los 3.000 puestos de trabajo directos y los 25.000 indirectos.

Catalunya en Comú comparte la propuesta de asignar la producción del vehículo eléctrico que sustituya el Nissan Leaf en la delegación de Cataluña. "Una propuesta que permitiría mantener el empleo y garantizar una transición justa, con una decisión que entraría dentro del New Green Deal acordado por la UE con una dotación de 100.000 millones de euros entre el 2021 y el 2027".

Apoyo a los trabajadores y familias

"En estos momentos tan duros, los comunes quieren dar todo el apoyo y acompañamiento a las más de 25.000 personas trabajadoras afectadas por esta decisión, al tiempo que los acompañarán en las siguientes movilizaciones y acciones que se vayan planificando", añaden.

Por su parte, la líder catalana de Ciudadanos, Lorena Roldán, ha expresado su preocupación por el futuro de trabajadores y de la industria en Cataluña "no como Colau y compañía, renegando del sector". Roldán confía en que "al separatismo no le dé por volver a sembrar el caos. Lo último que necesitamos ahora es que nadie quiera invertir aquí".

El portavoz del PPC en el Parlament, Santi Rodríguez, ha denunciado que el Govern de la Generalitat dejó sin recursos el plan de apoyo al sector del automóvil en la tramitación de los últimos presupuestos. Ha recordado que en febrero el Govern anunció que dotaría a este plan con una inversión de 20 millones, que finalmente se redujeron a 2,9 millones en los presupuestos definitivos, “una cantidad insuficiente para apostar por la continuidad del sector de la automoción en Cataluña”. Por este motivo, en la tramitación de los presupuestos, "desde el PPC presentamos enmiendas para aumentar esta partida a más de 4 millones, pero dicha enmienda fue rechazada con los votos en contra de JxCat, ERC y CUP y la abstención de CatECP".