Menú Buscar

Así 'cayó' la estelada de hierro del pueblo de Puigdemont

Un grupo de desconocidos se 'lleva' la bandera de cuatro metros y cien kilos colocada en Amer, pueblo natal del expresidente catalán prófugo

02.01.2019 17:18 h.
3 min

Cuatro metros de altura y cien kilos de peso, pero se la llevaron de todas formas. Un grupo de desconocidos tumbó el domingo la estelada de hierro que habían colocado independentistas en la zona de RocaBandera, en el Puigdalí un pequeño monte de la población de Amer (Girona), de la que es oriundo Carles Puigdemont, expresidente catalán prófugo.

Un grupo de personas, bautizados por ellos mismos como Equipo Mazinger, destornillaron la base de la estructura, tumbaron el mástil y se llevaron la enseña secesionista que había forjado el herrero del pueblo. La intención de los separatistas era la de impedir que contrarios al símbolo se la llevaran, como había ocurrido en ocasiones anteriores. No obstante, su empeño no fue suficiente y un núcleo de activistas anónimos desmontó el montaje y se lo llevó.

Polémica en las redes

La acción del llamado Equipo Mazinger en Amer (Girona) para desmontar la estelada de hierro, una iniciativa propagandística del Club Atlètic Amer, ha generado una agria polémica en las redes sociales. Partidarios de la secesión han tildado de "comando" y "grupo organizado" el núcleo de personas que se dirigió a RocaBandera equipados con herramientas y desmontó el mástil que aguantaba la bandera metálica, que imitaba a una trapo ondeando al viento.

Por contra, tuiteros contrarios a la secesión han recordado que la ley 22/2011 sobre Residuos y Suelos Contaminados tipifica como infracción el "vertido o eliminación incontrolada de todo tipo de residuos no peligrosos sin que se haya puesto en grave peligro la salud de las personas o se haya producido daño o deterioro grave para el medio ambiente". Otros internautas han pedido la intervención de los equipos forestales o incluso de la Fiscalía especializada en delitos contra el medio natural.

Familia de pasteleros

Cabe recordar que Amer (2.200 habitantes) es la localidad natal del expresidente de la Generalitat de Cataluña huido de la justicia, Carles Puigdemont. El prófugo creció en el seno de una familia que regenta una dulcería que lleva el apellido familiar en el municipio, y en la que se comercializan los ya célebres dulces de Amer. La pequeña localidad gerundense es un fortín independentista, aunque sus vecinos no han conseguido hasta ahora apropiarse del espacio público, al menos en la zona e RocaBandera.

En las últimas elecciones autonómicas celebradas en Cataluña, la coalición neoconvergente Junts per Catalunya (JxCAT) recogió un 61,85% de los votos en Amer. En segundo lugar quedó ERC, con un 17,05% de los sufragios. Ciudadanos, que ganó los comicios en la región, fue la tercera fuerza, con un 8,21% de papeletas.

Esta web utiliza 'cookies' propias y de terceros para ofrecerte una mejor experiencia y servicio. Más información