Menú Buscar
Pásate al modo ahorro
Eloi Badia, concejal de Emergencia Climática de Barcelona, con basuras frente a un contenedor / FOTOMONTAJE CG

Barcelona ingresa 60 millones con la tasa de basuras tumbada por la justicia

El ayuntamiento intenta en vano salvar un impuesto que aporta el 2,5% de la recaudación municipal y cuya retirada puede agravar el déficit a las puertas de las municipales

6 min

El Ayuntamiento de Barcelona seguirá cobrando la tasa de las basuras anulada por el Tribunal Superior de Justicia de Cataluña (TSJC). El consistorio basará su defensa en acudir al Supremo, una estrategia que, según las fuentes jurídicas consultadas, solo servirá para ganar tiempo, ya que el recurso "está perdido".

Sin embargo, para el equipo de gobierno de Ada Colau sería una pequeña victoria alargar el proceso y mantener así la recaudación del impuesto de recogida de residuos, que ha reportado 58 millones de euros a las arcas municipales. En 2020, se ingresaron 18 millones y el año pasado, otros 40 millones, cantidad que se espera repetir --aproximadamente-- este 2022, todavía por cerrar, tal y como indican fuentes de la oposición.

Imagen de Tersa, la planta de valorización de residuos situada al norte de Barcelona / Cedida
Imagen de Tersa, la planta de valorización de residuos situada al norte de Barcelona / Cedida

Más endeudamiento

Estos 40 millones anuales son estratégicos, pues suponen el 2,5% de la recaudación del consistorio por impuestos y tasas. Dejar de ingresarlos agravaría un incómodo déficit municipal que el año pasado quedó en 65 millones y complicaría todavía más la posibilidad de cerrar el mandato en números positivos.

Lejos queda, a menos de 11 meses para las municipales, el objetivo de los primeros años de alcaldía de Colau de sanear las finanzas públicas de Barcelona y recuperar el superávit para evitar ser asociada a una mala gestión económica. En cualquier caso, la estrategia de demorar el hachazo financiero ha levantado ampollas: según los mismos interlocutores de la oposición, ya se da por hecho que será el próximo alcalde o alcaldesa quien deberá hacer frente a la patata caliente de devolver lo cobrado con un gravamen nulo.

Basuras sin recoger en el centro de Barcelona / PABLO MIRANZO
Basuras sin recoger en el centro de Barcelona / PABLO MIRANZO

El recurso "está perdido"

Eloi Badia, el concejal responsable de la cuestión, anunció ayer que la institución recurrirá ante el Tribunal Supremo: "El trabajo lo hemos hecho correctamente", justificó. Sin embargo, las fuentes jurídicas consultadas subrayan que "el recurso lo tienen perdido", ya que el Supremo tiene jurisprudencia sobre casos similares y todo apunta que inadmitirá el expediente.

Otros especialistas en derecho administrativo van más allá y aseguran que el recurso solo conseguirá "gastar dinero del contribuyente". Recuerdan que el consistorio cuenta con "abogados muy buenos" y que "los técnicos saben que está perdido". Por ello su defensa ha sido "penosa", hasta el punto de que el TSJC impone al municipio el correctivo de pagar las costas judiciales.

WWF, contra la nueva tasa de residuos de Barcelona
WWF, contra la tasa de residuos de Barcelona

"Alguien tiene que dimitir"

"Alguien tendría que responder por quererlo perder, no se debería hacer", añaden. Cargan con dureza contra la gestión que se ha hecho de la situación y creen que "alguien tiene que dimitir". 

Tasas similares se aplican en otras ciudades de España de forma correcta, pero debe justificarse debidamente que no se cobra más que el coste del servicio. Los juristas indican que, para ello, se necesita un informe económico que "tiene que estar con el importe exacto". En este caso, "se ha hecho a ojo", reprochan.

Es el mismo argumento que usa el TSJC para declarar ilegal el gravamen: afirma que su justificación es “excesivamente genérica” y que “no se justifica el porcentaje seleccionado, no permite entender en qué categoría será incluido el sujeto pasivo de la tasa y, en definitiva, se desconoce cuál es el criterio seguido para calcular el importe de las cuotas correspondientes en las distintas categorías”.

El concejal de Emergencia Climática y Transición Ecológica, Eloi Badia / EUROPA PRESS
El concejal de Emergencia Climática y Transición Ecológica, Eloi Badia / EUROPA PRESS

El reto de las devoluciones

El abogado tributarista Gabriel Capilla también ve "sorprendente" que "administraciones solventes" y "con capacidad administrativa como el Ayuntamiento de Barcelona" tengan un "defecto grave" como este en sus procedimientos. Llegados a este punto, el consistorio puede aprobar una nueva tasa, aunque el vocal de Derecho Administrativo del Colegio de Abogados de Barcelona considera extraño que no se haya empezado a tramitar ya una nueva norma "en paralelo" a la batalla judicial, como se suele hacer en estos casos.

¿Qué hay de los ciudadanos? ¿Podrán recuperar lo que pagaron por la tasa anulada? Badia ha afirmado que solo si el Supremo lo impone y, en ese caso, solo a quienes ya lo hayan reclamado. Pero Capilla lo pone en cuestión, ya que si hubiera existido una "desatención administrativa flagrante" --y lo breve y tajante de la sentencia no es un buen augurio para el concejal-- cualquier ciudadano podrá reclamar el reembolso, por lo que el jurista aconseja a los contribuyentes que tramiten las reclamaciones ante el ayuntamiento.