Culemaníacos

Hakim Ziyech, sonriente durante un entrenamiento de Marruecos / EFE

Hakim Ziyech, sonriente durante un entrenamiento de Marruecos / EFE

Las armas letales de Marruecos que meten el miedo a España

Los de Luis Enrique deberán andarse con ojo ante una selección que tiene garra y velocidad

Carlos Domínguez @CarlosDomnguez1

06.12.2022 11:17h

2 min

Si valorásemos el España-Marruecos antes de empezar el Mundial, la gran mayoría auguraría un pase fácil para la Roja rumbo a los cuartos de final. El desarrollo de las últimas semanas, sin embargo, ha permitido ver no sólo que el equipo de Luis Enrique tiene grandes debilidades --sobre todo en defensa--, sino también que el conjunto marroquí es una selección con mucho poderío en distintas facetas del juego.

Marruecos es competitiva, y mucho. Basta con decir que todavía no ha perdido ningún partido en este Mundial de Qatar 2022, tras haber quedado primera de grupo al vencer a Canadá (1-2) y Bélgica (0-2) y empatar frente a Croacia (0-0). El seleccionador marroquí, Walid Regragui, cuenta a su disposición con un elenco de jugadores con experiencia en las grandes Ligas europeas.

Un equipo con estrellas y grandes amenazas

Se trata de un equipo solvente, ordenado y con hambre de éxitos. Un combinado con cinco futbolistas de buen nivel que militan en la Liga francesa (Achraf), española (En-Nesyri), italiana (Amrabat), inglesa (Ziyech) y alemana (Mazraoui). Son muy rápidos, letales al contragolpe, y no tienen problema a la hora de renunciar a la posesión del balón.

La selección de Marruecos sella su pase a los octavos de final / REDES

La selección de Marruecos sella su pase a los octavos de final / REDES

Marruecos es un equipo cuya principal virtud es la intensidad. Presiona alto, defiende, roba y sale al contraataque con una velocidad endiablada. Además de los jugadores anteriormente mencionados, que son sus referencias, cabe citar también la importancia del portero del Sevilla, Bounou, y de otros futbolistas de calidad como el extremo Sofiane Boufal y el jugador del Barça cedido en Osasuna, Abde Ezzalzouli.

Los extremos titulares suelen ser Boufal y Ziyech, que actúan a pierna cambiada y tienen una gran capacidad para disparar y poner centros milimétricos. En-Nesyri juega mucho mejor a campo abierto que en espacios reducidos, por lo que los ataques de Marruecos suelen ser vertiginosos y de poca duración. Si España les deja correr, tendrá un problema. Si por el contrario les encierra en su propio campo y luego se repliega bien tras pérdida, podrá controlar la situación.

Un aficionado de Marruecos celebrando un triunfo en el Mundial de Qatar / EFE

Un aficionado de Marruecos celebrando un triunfo en el Mundial de Qatar / EFE

Marruecos llega con la ilusión por bandera

La cuestión es que, además de sus cualidades futbolísticas, lo que de verdad tiene a su favor Marruecos es el grado de ilusión. Sus jugadores saben que están ante la oportunidad de hacer historia para su país. En los últimos enfrentamientos contra España, además, ya le han puesto las cosas difíciles. Un ejemplo fue la fase de grupos del pasado Mundial de Rusia 2018, en que la Roja no pasó del empate a cero frente al conjunto marroquí.

 
Hoy destacamos