Menú Buscar
Pásate al modo ahorro
Juan Heredia 'El Canuto' y algunos de sus 34 hijos EFE

[VÍDEO] Juan 'El Canuto', padre de 34 hijos, absuelto de agresión sexual

El conocido como el padre de El Marchal se vanagloria de estar casado con varias mujeres y de haber trabajado nunca

3 min

La Audiencia de Granada ha absuelto del delito de agresión sexual al Jesús Heredia 'El Canuto', conocido como el padre de El Marchal. El mismo al que hace más de tres años, en 2018, la Junta de Andalucía retiró la tutela de 13 de sus 34 hijos por estar en desamparo.

Más allá de la retirada de la tutela y la situación de desamparo el pasado diciembre regresó a los tribunales acusado de abusar de una de sus hijas cuando era menor de edad, la cual no quiso declarar en el juicio acogiéndose a la dispensa legal.

Juicio

El padre siempre negó todos los cargos. Esto, sumado a la ausencia de declaración de la presunta víctima --que ahora tiene 19 años-- en el juicio, unido a que el tribunal ha considerado "insuficiente" la prueba pericial para destruir la presunción de inocencia del acusado, le ha llevado al tribunal a decretar ha conllevado su absolución.

Asimismo, se le ha cesado de forma inmediata de las prohibiciones de acercamiento y comunicación para con su hija que se acordaron cautelarmente, según consta en la sentencia. Pero para muchos la pregunta es, ¿quién es El Canuto?

Pasado oscuro

Este hombre llegó a salir por televisión en 2008 en un programa de TVE, Comando actualidad. Allí se vanagloriaba de que nunca había trabajado. “Trabajar, no he trabajado nunca. Yo no sé lo que es trabajar mañana".

Por si eso fuera poco, presumía de estar casado con cuatro mujeres, dos de las cuales vivían con él, y de los hijos que tuvo con cada una. “Yo me he permitido el lujo de traer hijos y echo una manita a las mujeres. Echo una mano y si les tengo que dar 'un currito' también se lo doy, las quiero bien derechas”, aseguraba. Sobre la legalidad de todo ello, le importaba bien poco. “La justicia española no sirve para nada, vamos mejor por la ley gitana”, concluye.