Menú Buscar
Una foto de la familia ahorcada hallada en el domicilio

Una familia aparece ahorcada en un extraño "ritual espiritual-místico"

Las autoridades investigan un suicidio colectivo tras encontrar las notas e instrucciones de cómo hacerlo en el domicilio

3 min

Once miembros de una familia ha aparecido ahorcados de una viga en una casa de Nueva Delhi, India. Las autoridades investigan el extraño suceso que apunta a un ritual. "Hemos encontrado los cuerpos de siete mujeres y cuatro hombres, entre los que había cuatro adolescentes", especificó Rajesh Khurana, comisario de Policía de Nueva Delhi. 

De momento se desconocen los motivos que llevaron a la familia a quitarse la vida, pero la policía ha asegurado que investigan el suceso desde "todos los ángulos posibles". Todo parece apuntar a un ritual satánico o algo parecido. Diez de ellos tenían los ojos y la boca tapados con trozos de una sábana. Otra víctima, una mujer de 77 años, murió estrangulada y fue la única persona hallada en otro habitáculo. Unos mensajes escritos a mano descubiertos por los investigadores indican que todo puede tratarse de un "suicidio masivo relacionado con un ritual espiritual-místico", ha señalado Khurana y ha añadido: "Es posible que la mujer mayor fuera estrangulada porque no estaba en condiciones de subirse a un taburete. Estamos investigando si los jóvenes fueron asesinados o convencidos de dar ese paso extremo". 

Instrucciones

El supuesto suicidio​ ha seguido uno pasos específicos. Los agentes han encontrado "notas que detallan cómo las manos y las piernas deben estar atadas y la manera en la que los cuerpos de las diez personas fueron encontradas refleja lo que aparece escrito en las notas. Son notas precisas y las estamos analizando", prosiguió el comisario.  Al parecer las víctimas pertenecían todos a la misma familia. 

Entre los fallecidos hay un hombre de 75 años, su hija, dos hijos, sus esposas y cinco nietos con edades entre 15 y 33 años, según informó la 'BBC'. Todos vivían en una casa de tres pisos en Burari, un barrio de clase media situado en el norte de la capital india desde hacía más de 20 años. La familia operaba dos negocios situados en la planta baja.

Según los testimonios citados por BBC, todos los miembros de la familia eran muy activos dentro de la comunidad y eran "religiosos, felices y tenían una situación financiera cómoda".