Menú Buscar
Pásate al modo ahorro
Raphael en un concierto / EFE

Los organizadores del concierto de Raphael aseguran que la polémica es un tema de "perspectiva"

Los promotores afirman que han cumplido todos los protocolos: "Hemos alcanzado un nivel de seguridad sanitaria muy alto”

2 min

Los conciertos de Raphael en el WiZink Center han sido un éxito absoluto en plena pandemia y precisamente por eso ha levantado mucha controversia.

Las imágenes del público en el recinto daban la impresión que el acontecimiento era un foco de contagios, pero sus organizadores aseguran a Crónica Directo que es una cuestión de perspectiva.

Punto de vista

“Se han publicado una serie de fotos a través de las redes sociales que confunden a la gente. Son sólo fotos que están cogidas desde una mal ángulo, cualquier foto cenital [desde arriba] daría otra perspectiva”, asegura.

Vista superior del concierto de Raphael / WIZINK CENTER
Vista superior del concierto de Raphael / WIZINK CENTER

Los promotores de la sala lamentan que se haya generado una polémica que no se corresponde con la realidad, afirman. “Estamos convencidos que con los protocolos sanitarios establecidos hemos alcanzado un nivel de seguridad sanitaria muy alto”, sentencian.

Reducción de aforo

El espectáculo de Raphael consiguió reunir a 4.368 personas en un mismo espacio. “Hubiésemos podido ocupar el 40% del espacio y a petición de artista preferimos reducirlo al 25% y ofrecer el espectáculo en dos días distintos, con menos público”, sostienen e añaden que en las gradas, la separación entre las personas de distintos grupos era de dos butacas en vez de una.

Lejos de la controversia en las redes, los promotores defienden que “hemos demostrado que se pueden hacer conciertos si se siguen los protocolos”. De hecho, consideran que éste “es un rayo de esperanza”. Aun así, el espacio no tiene ningún otro acontecimiento de este tipo hasta pasado el verano, sólo eventos deportivos y la actuación de Joaquín Cortés. “A pesar de la tormenta, hemos dado un paso adelante”.