Menú Buscar
Pásate al modo ahorro
Jorge Javier Vázquez confiesa que sufre depresión / AGENCIAS

Jorge Javier Vázquez se medica para luchar contra la depresión

El presentador de 'Sálvame' asegura que está siguendo un estricto tratamiento para salir adelante y volver a retomar su vida

1 min

Este 2019 será un año para olvidar para el presentador de Telecinco, Jorge Javier Vázquez. Todo empezó bien hasta que, en marzo, sufrió un severo ictus mientras se encontraba de vacaciones en Marruecos. Una grave dolencia por la que fue operado de urgencia, y no solamente tuvo que permanecer alejado de la televisión durante un largo tiempo, sino que también tuvo que cancelar la gira teatral de Grandes Éxitos.

Una situación que, recientemente, se ha repetido en la vida del presentador. A finales de octubre, Vázquez confesó que tendría que volver a pasar por quirófano debido al estrechamiento de uno de los 'stent' que le colocaron cuando le operaron por primera vez. Una cirugía que, para alegría del catalán, ha salido bien y de la que se está recuperando en su casa. Pero, la cosa no acaba aquí. A esta difícil situación, hay que añadir la profunda depresión que sufre desde hace unos meses. ¿Cómo te quedas?

Jorge Javier Vázquez
1/5

Jorge Javier Vázquez

El presentador de Sálvame, Jorge Javier Vázquez, ha hecho saltar todas las alarmas después de su última entrevista que ha concedido para la revista Lecturas. El de Badalona ha contado que, después del ictus que padeció el pasado marzo, mientras estaba de vacaciones en Marruecos, su salud mental se ha visto gravemente afectada. "Sufrí estrés postraumático. Y todo esto se agudizó en verano, que fue cuando verdaderamente toqué fondo", confiesa el catalán. Por este motivo, asegura: "Voy a terapia todas las semanas". Y es que según afirma: "A finales de octubre fui a un psiquiatra y me diagnosticó depresión. Por primera vez lloré con un profesional". Una enfermedad de la que está intentado recuperarse "tomando una pastilla al día". Eso sí, bajo ningún concepto Jorge quiere desvelar el nombre del fármaco que está tomando, aunque asegura que, para su salud, "ha sido providencial". Con todo, termina diciendo Jorge Javier Vázquez, este 2019 ha sido "un año muy duro". ¿Será el 2020 mejor para el presentador de Mediaset? 

Mila Ximénez
2/5

Mila Ximénez

Antes de entrar en la casa de GH VIP 7, la colaboradora de Sálvame, Mila Ximénez, concedió una desgarradora entrevista en la que contó el terrible calvario que estaba sufriendo. Según desveló en la revista Lecturas: "He estado deprimida, encerrada, comiendo y bebiendo como una loca. Iba de la cama al frigorífico y del frigorífico a la cama". Por este motivo, el de no poder parar de ingerir alimentos y líquidos, Ximénez también contó que se había puesto un balón gástrico, para perder "15 kilos" y verse "un poco mejor". Una situación de lo más delicada que se gestó el pasado julio cuando llegó a Telecinco hecha un mar de lágrimas y amenazó con dejar la televisión para siempre: "Creo que debo irme ya. Necesito estar más tiempo conmigo y en soledad, yo no quiero continuar en esto". Una vez termine GH VIP, ¿seguirá en la pequeña pantalla? ¿O se irá para siempre?

Belén Esteban
3/5

Belén Esteban

En diciembre del 2012, y tras varios meses alejada de la televisión, Belén Esteban volvió por la puerta grande y se sentó en el plató de Sálvame Deluxe, para airear el terrible infierno que había sufrido. Una entrevista en la que la de San Blas no solo confesó que había sido adicta a las sustancias tóxicas, sino que también había estado inmersa en una terrible depresión. "Estaba metida en una espiral muy difícil, tenía muchas subidas y bajadas". Por estos motivos, la de Paracuellos decidió alejarse de los focos y pedir ayuda a sus amigas de toda la vida, y al que por entonces era su amigo y representante, Toño Sanchís. Un tiempo para tomar aire fresco que, según afirmó la Princesa del Pueblo durante la entrevista, le vino "muy bien porque no quería ser un juguete roto. Ahora tengo adicción a la vida". Y es que a día de hoy, y siete años más tarde de su calvario, está casada con Miguel Marcos y empeñada en tener un hijo, a sus 46 años, pese a sufrir diabetes. ¿Dará Belén Esteban un hermanito a Andreíta en 2020?

Kiko Hernández
4/5

Kiko Hernández

En diciembre de 2012, el que fuera concursante de Gran Hermano dejó la televisión porque, según contó él mismo en directo, sufría depresión. "Llevo mucho tiempo sin dormir, estoy deprimido y no sé muy bien las causas", sentenció el colaborador de Sálvame. Una marcha de la televisión que fue indefinida, puesto que Hernández necesitaba tratar su situación con un terapeuta y no sabía el tiempo que iba a necesitar para recuperarse del todo. Finalmente, tres meses más tarde, en marzo del 2013, el de Telecinco volvió a su hábitat natural y contó lo más grande: "No era adicto a la vida, tenía pensamientos raros y tenía miedo de lo que pudiera hacer". Una tremenda situación con la que Kiko confesó que se había olvidado de "mi familia y de mis amigos", por culpa del "trabajo y el dinero". De hecho, tan delicada fue la historia que vivió Hernández que incluso su madre le confesó: "Pensaba que había perdido un hijo".

Terelu Campos
5/5

Terelu Campos

La que fuera colaboradora de Sálvame, Terelu Campos, también ha contado recientemente en la revista Lecturas que, a su paso por el programa presentador por Jorge Javier Vázquez lo pasó tremendamente mal, hasta el punto de casi caer en una depresión. "En Sálvame sufría ansiedad y estrés. Había días que hacía el programa medicada y necesitaba pensar en mi salud física y mental". Por ese motivo, el pasado mayo abandonó para siempre el formato. Una situación de la que no se arrepiente, puesto que, según ella misma ha confesado, no tiene pensado volver. De hecho, por no tener, desvela Terelu, que no tiene ni amigos en Sálvame: "Cuento con los dedos de las manos las personas de ese programa que se han preocupado por mí, y me sobran".

Una tremenda situación, a la que hay que añadir la que vivió en enero del 2019, tal y como ella misma también contó en dicha revista. "He tenido alucinaciones, he visto el infierno y me ha costado mirarme porque era una monstruosidad. No volveré a ser la misma", confesó Terelu Campos en relación a las dos operaciones a las que se sometió para luchar contra el cáncer de mama. Un problema de salud, del que ya está recuperada, pero que en su día, confesó la hija de María Teresa Campos: "Me hizo entrar en una espiral de llanto, angustia y depresión".