Menú Buscar
Pásate al modo ahorro
Luis Medina y su madre, Naty Abascal /EP

Así es Luis Medina, el hijo de Naty Abascal, imputado por estafar al ayuntamiento de Madrid

A sus 41 años, el duque de Feria, ha sido acusado por la Fiscalía de Anticorrupción por estafa agravada, falsedad en documento mercantil y blanqueo de capitales

4 min

Luis Medina, es una de las personas de las que más se habla este jueves en España. Según la Fiscalía de Anticorrupción, el hijo de Naty Abascal, y Alberto Luceño Cerón estafaron al Ayuntamiento de Madrid con la venta de material sanitario, en concreto mascarillas defectuosas por 10,8 millones de euros en lo peor de lo pandemia.

El ministerio público considera que ambos empresarios habrían inflado los precios de las mascarillas, los guantes de nitrilo y los test de antígeno defectuosos "con ánimo de obtener un exagerado e injustificado beneficio económico". Es decir, para sacar tajada. De hecho, según ha trascendido, el duque de Feria y su socio se habrían embolsado una comisión de 6 millones de euros tras el acuerdo firmado con el consitstorio que dirige Almeida. Por todo ello, han sido acusados de estafa agravada, falsedad en documento mercantil y blanqueo de capitales.

La vida de Luis 

 A sus 41 años, es el hijo pequeño de Naty Abascal y Rafa Medina, el duque de Feria. Todavía hoy es uno de los solteros de oro de este país, aunque no se le conoce ningún éxito empresarial. Su infancia estuvo marcada por las polémicas, el divorcio de sus padres y el ingreso en prisión de su progenitor, acusado, entre otros delitos, de tráfico de drogas y corrupción menores.  

Luis y su hermano se pasaron la vida de internado, en internado, e incluso fueron trasladados a Estados Unidos. Con el paso de los años, la relación con su madre se fue debilitando y el madrileño intentó encontrar su hueco, marchándose a estudiar a París. A su vuelta de la capital gala, trabajaría en la inmobiliaria de unos amigos hasta que en 2007 encontró su lugar en el mundo de la moda. 

Imputado en una trama de corrupción 

Desde entonces ha sido administrador único de diversas empresas, una de ellas la EEE malaya, quien firmó tres contratos con Empresa de Servicios Funerarios y Cementerios de Madrid, una de las mercantiles del consistorio madrileño. Se cree que por tan solo uno de los acuerdos, el duque de Feria se embolsó 1 millón de euros, una cantidad que le permitió llevar a cabo la compra de un velero, valorado en 325.525 euros. En concreto, se trata una embarcación modelo Eagle 44 de 13 metros de eslora con el que surcar los mares.

Al parecer todo empezó en marzo de 2020, cuando Medina Abascal, se acercó a la casa del pueblo madrileña, a raíz de tener una estrecha relación con un familiar del alcalde, José Luis Martínez-Almeida. Cuanto a su vida sentimental, una de las novias más conocidas de Luis fue Tamara Falcó.