Menú Buscar
Imagen del restaurante más bonito de Europa que está en Barcelona / UNSPLASH

El restaurante más bonito de Europa está en Barcelona

La Ciudad Condal acoge el establecimiento gastronómico más exquisito del viejo continente

Juan Antonio Marín
6 min

Si hay una ciudad que siempre ha seguido la estela de la vanguardia esa ha sido Barcelona. La capital catalana se ha convertido en uno de los enclaves artísticos más importantes del mundo gracias a su desarrollado modernismo catalán. Un movimiento, encabezado por Antoni Gaudí, que combinaba motivos ornamentales de épocas pasadas como el gótico. Todo ello, unido a un importante poderío económico de la burguesía, derivó en una importante efervescencia artística.

Buena muestra de ello son la Sagrada Familia, El Parque Güell o la Casa Milà, puntos clave para los visitantes provenientes del exterior. Esa vanguardia también se ha plasmado en otros ámbitos como la gastronomía. En la actualidad, Barcelona alberga numerosos restaurantes catalogados con los máximos galardones entregados dentro del mundo de la cocina. A esta importante oferta se suma el que es considerado el restaurante más bonito de Europa.

El grado máximo en cuanto a belleza

Sí, de Europa. El continente que abandera el nombre de la diosa raptada ya tiene su restorant más bello. De los cientos de miles de establecimientos gastronómicos, el mayor premio se lo ha llevado el Aürt, cuyo diseño ha resaltado por encima de todos en los galardones The International Hotel & Property Awards. Gran parte de la culpa reside en la idea plasmada por una compañía de diseño con sede en Inglaterra.

Su nombre es The Hickson Designer Partnership y su principal objetivo es romper con lo establecido. Y es que uno de los principales motivos artísticos de este proyecto es su ubicación. El Aürt descansa sobre la recepción de uno de los hoteles de referencia en la Ciudad Condal. Allí, en el espacio donde ser suele hacer el check-in, ahora también se puede disfrutar de la gastronomía más puntera de la comunidad.

En busca de una nueva versión

Este restaurante, calificado como el más bello del continente, se reparte el espacio con una exclusiva coctelería llamada Ma’i. Estos dos establecimientos tienen un denominador común, Artur Martínez. El chef catalán se encarga de liderar los establecimientos situados en el hotel Hilton Diagonal Mar. Este nuevo y ambicioso proyecto queda marcado por el cierre de la que había sido la casa de Artur.

Imagen de un restaurante en Barcelona / UNSPLASH
Imagen de un restaurante en Barcelona / UNSPLASH

El poseedor de una estrella Michelín encara la apertura de este exclusivo restaurante teniendo más que presente el Capritx de Terrasa. El concepto plasmado en el que ha sido su cocina de toda la vida ahora se ha desplazado hasta la Ciudad Condal donde se fusionará con el diseño más especial de todos los restaurantes europeos. Un diseño capaz de definir con exactitud lo que representa un núcleo urbano como Barcelona. 

Una fusión entre tradición y modernidad

Aunque el motivo principal de la visita sean los sugerentes platos, el diseño interior cobra un papel determinante para el cliente que lo visita. Según como se enfoque, puede recrear ambientes de cercanía, familiaridad o incluso tierras concretas que guardan una especial relación con el género que se sirve. En el caso del Aürt, es ese clima mediterráneo el que se pretende evocar en el usuario que lo frecuenta.

Esas características de la cocina mediterránea también quedan patentes dentro de la carta del restaurante. Artur Martínez ha desarrollado una propuesta que pretende mezclar la gastronomía japonesa con los elementos más característicos de la tierra. La col a la brasa, acompañada de anchoas, y el goulash de atún representan algunos de los platos más sugestivos dentro de esta novedosa carta. Además el restaurante cuenta con un menú degustación con el fin de viajar a través de la cocina desarrollada por Artur.

A la cabeza en gastronomía

El Aürt y su poderoso diseño se suman a la gran oferta gastronómica con la que cuenta Barcelona. La Ciudad Condal representa el centro neurálgico de la creación para chefs de renombre como Jordi Cruz o Paco Pérez.

El primero de ellos, jurado del programa televisivo Masterchef, ha llevado a los restaurantes ÀbaC y Angle hasta lo más alto en cuanto a gastronomía se refiere. Ambos establecimientos poseen, entre otras distinciones, estrellas Michelín, una de las condecoraciones más prestigiosas dentro de la alta cocina o cocina de autor. Cocina que también se hará de notar en el restaurante más bonito de todo el continente.