Menú Buscar
Pásate al modo ahorro
Una mujer haciendo ejercicio en su plan de operación bikini / Jonathan Borba en UNSPLASH

Operación bikini: los ejercicios imprescindibles para llegar con tipazo

El verano está a la vuelta de la esquina y con él las ganas de lucir el mejor cuerpo en la playa

Victoria Herrero
6 min

Es llegar el mes de mayo y todo son prisas. Prisas por quitarse esos kilogramos de más en un par de meses y afinar esa silueta de cara a los meses de verano. Es la llamada operación bikini que, erróneamente, se comienza en primavera con la idea de lucir el mejor cuerpo en la playa cuando lo más recomendable sería mantenerse activo todo el año. Pero, para los más perezosos a los que les haya pillado el calendario, estos son algunos ejercicios imprescindibles si uno quiere adelgazar y estilizar su figura.

Pero, de nada servirá pasarse horas y horas en el gimnasio si no se acompaña de la rutina de alimentación adecuada para decir adiós a esas grasas y kilogramos acumulados durante este largo año. Así pues, además de estos ejercicios es esencial que se siga una dieta baja en grasas, donde no haya cabida para los precocinados o el exceso de azúcar y donde las frutas, las verduras, el pescado, las carnes magras, las legumbres y los cereales integrales copen buena parte de las recetas. 

Ensalada, perfecta alimentación para acompañar la operación bikini / Jonathan Farber en UNSPLASH
Ensalada, perfecta alimentación para acompañar la operación bikini / Jonathan Farber en UNSPLASH

Fuera pereza

En este caso se puede aplicar el popular dicho de "El que algo quiere, algo le cuesta". Y es que por arte de magia uno no va a tener un cuerpo de escándalo en unas semanas (ni nunca). Por eso, es el momento de vencer a la pereza y empezar con algunos de los ejercicios que son básicos para quemar grasas como es el caso de los saltos a la comba y el salto a un cajón también llamado box jump.

En el primer ejercicio se trabajan no solo las piernas, los brazos y el abdomen con esos brincos en el aire, sino que en poco tiempo y con una buena rutina se consigue bajar de peso, al mismo tiempo que este movimiento actúa como un poderoso protector de la salud del corazón. Y con algo más de dificultad, subir de un salto a un cajón (cuando se logre coger el truco) hará que se defina la musculatura de cuádriceps, glúteos, gemelos y abdomen.

Las temidas sentadillas

Quizá no sea la rutina que más guste, pero sí que es cierto que si lo que uno quiere es moldear la silueta para lucir tipazo en las mejores playas, las sentadillas deben estar sí o si como parte de un completo seguimiento deportivo ya que son perfectas para tonificar toda la parte inferior del cuerpo desde la cintura. Pero hay mucho más, ya que ayuda a la quema de calorías, se ganará en masa muscular y, un dato muy saludable, se logrará mejorar y conseguir la postura correcta de la espalda y ganar flexibilidad en la zona.

Y una variante de las clásicas sentadillas (estas sí que gozan de peor fama) son las temidas burpees. Así, después de bajar el cuerpo hacia abajo con la sentadilla, se apoyan las manos en el suelo y uno se coloca en posición de plancha tras la cual se da un salto hacia adelante para volver a ponerse en cuclillas. El último paso es levantarse dando un brinco con las manos hacia el cielo. Un ejercicio que, como uno puede imaginarse, duplica los efectos que de por sí se conseguían con la clásica sentadilla. 

Abdominales de infarto

Trabajadas ya las piernas, y toda la parte inferior del cuerpo, es el turno de las abdominales para presumir al salir de la piscina de un vientre plano. Y para ello nada como optar por las flexiones de toda la vida, acompañadas de hipopresivos o bien una plancha sobre el suelo que eso sí que es un verdadero ejercicio de operación bikini

Una buena rutina en este sentido puede ser aquella que incluye unos segundos de plancha frontal, así como el mismo tiempo pero en posición lateral. A continuación, se pueden hacer flexiones con cuidado de no lastimarse ni el cuello ni la espalda, así como elevaciones de piernas simulando un movimiento de tijeras sin tocar el suelo y con la espalda apoyada en el suelo. En el caso de los hipopresivos, estos vendrán fenomenal no solo para ir diciendo adiós a la grasa abdominal, sino para cuidarse en pleno postparto o mejorar el suelo pélvico

Terminando con los brazos

Las extremidades superiores en ocasiones son las grandes olvidadas cuando uno se pone en plena cuenta atrás de la operación bikini, pero con unos sencilos y efectivos ejercicios se conseguirá afinar esta parte del cuerpo, además de ganar en firmeza. Así pues, entre los que son imprescindibles está el levantar pesas (en cada caso con un peso adecuado a la condición de cada uno) para bíceps y tríceps.

Por último, unos minutos para trabajar los hombros y la zona del pecho. Se pueden usar las mismas mancuernas del ejercicio anterior pero haciendo unos movimientos repetitivos a ambos lados del cuerpo, hacia los costados o subiendo los brazos por encima de la cabeza.