Menú Buscar
Usuario intentando acceder con sus contraseñas a Instagram desde su terminal  / PIXABAY

Con esto seguro que te acuerdas de las contraseñas (y no es una agenda)

Los gestores de password se han posicionado como una de las herramientas más eficaces para nuestro día a día, sobre todo para los más olvidadizos

2 min

El auge de las diferentes aplicaciones en los dispositivos móviles ha convertido a estos en herramientas muy útiles para gestionar listas de notas, herramientas de trabajo compartidas y, con estas aplicaciones, recordar todas nuestras contraseñas.

Disponibles tanto para iPhone como para Android, con estas aplicaciones ya no tendrás excusa para seguir olvidando tus contraseñas más frecuentes. 

1 Password

1 Password es uno de los gestores de contraseñas multiplataforma más conocidos. Lo único que tendrás que hacer una vez te descargues la aplicaciones es crear una contraseña maestra, que será obligatoria para poder recordar al resto de tus claves.

Una vez introducida, podrás acceder a todos los datos que hayas guardado previamente. Pese a que la suscripción mensual tiene un coste de un euro, es posible probarla durante 30 días de manera completamente gratuita. 

LastPass

LastPass guarda un patrón de funcionamiento muy similar al de la aplicación anterior. Por medio de la introducción de una contraseña maestra, podrás acceder a todas las contraseñas de tus aplicaciones favoritas. 

Está disponible en ambos sistemas operativos y una de sus funcionalidades más importantes es que nos permite, además de guardar nuestras claves, proteger archivos o números de teléfono del interior de nuestro smartphone, elevando la seguridad de nuestro dispositivo a un nivel superior.

Sticky Password

Sticky Password permite al usuario guardar todas las contraseñas y protegerlas a través de una clave maestra que únicamente el usuario podrá conocer. Además, también permite generar contraseñas completamente seguras, basadas en códigos alfanuméricos de gran extensión, que se volverán indescifrables a ojos ajenos.

Existen dos versiones, una gratuita y una de pago. Uno de los motivos por los que merece la pena la de pago es por la posibilidad de sincronizar los datos con la nube.