Menú Buscar
Astronauta en la Luna / PIXABAY

Una mujer demanda a la NASA para evitar que le arrebaten un frasco de polvo lunar

Fue el mismo Neil Amstrong quién hizo entrega a esta señora del polémico frasco

3 min

Laura Murray Cicco, una mujer estadounidense, ha demandado a la NASA para evitar que pueda arrebatarle un frasco de polvo lunar que el astronauta Neil Amstrong le regaló cuando tan solo era una niña. La demanda interpuesta por la señora se trata de una medida preventiva con la que remarcar su propiedad del frasco y evitar que en un futuro pueda ser confiscado por la NASA, tal y como postula la Agencia entre una de sus normas: "los civiles no pueden poseer material lunar".

El motivo por el que la mujer, quién entonces tenía 10 años, recibió este regalo por parte de Neil Amstrong se debe a la estrecha relación que el astronauta mantenía con su padre, Tom Murray, un piloto del Cuerpo Aéreo del Ejército de EE.UU. durante la Segunda Guerra Mundial. Ambos amigos eran socios de un club secreto de pilotos y en los años 70, después de que Amstrong se convirtiera en el primer hombre en pisar la Luna, quiso obsequiar a la niña con un frasco de polvo lunar acompañado de la siguiente nota: "A Laura Ann Murray - Lo mejor de la suerte - Neil Armstrong Apollo 11".

Nota redactada por Neil Amstrong / TWITTER

Nota redactada por Neil Amstrong / TWITTER

¿Cuál es la posición de la NASA?

Ante tal ofensiva la NASA ha preferido no tomar declaración sobre este asunto porque se trataría de algo inapropiado. No obstante no es la primera vez que la Agencia se ve envuelta en una trama de este tipo. En 2011 una anciana en posesión de unos pisapapeles que contenían fragmentos lunares y un escudo del Apolo 11 fue "engañada" por la Agencia cuando intentaba venderlos debido a los problemas económicos por los que estaba atravesando. Para ello, miembros del operativo de esta agencia establecieron una cita a la anciana con un supuesto comprador, quién resultó ser un policía que la interrogó, y que acabó por arrebatarle estos objetos en beneficio de la NASA.

Por el momento Christopher McHugh, el abogado de Murray se muestra tranquilo y dice que la muestra está guardada bajo custodia. Además, para confirmar la evidencia del contenido del frasco, una prueba de laboratorio ha confirmado que efectivamente se trata de polvo de suelo lunar, aunque también aparecen evidencias de que se haya mezclado con polvo terrestre.