Menú Buscar
Pásate al modo ahorro
Benjamin Aidoo y parte de los bailarines fúnebres más virales del momento / YOUTUBE

El meme de los enterradores bailarines traspasa la barrera de internet

El líder del grupo, Benjamin Aidoo, aprovecha su éxito actual para concienciar a la población por el coronavirus y contar el origen del meme

4 min

Nunca un meme se ha hecho tan viral como el de los hombres de Ghana que bailan con un ataúd. No es una imagen nueva, pero la repercusión ha llegado con el coronavirus. A pesar de que no todos los vídeos relacionados con estos simpáticos enterradores tienen que ver con el Covid-19, muchas entidades lo han adaptado a sus mensajes para conciencar sobre su peligrosidad.

De hecho, en Colombia, la policía municipal de Quibdó recorre las calles con megáfonos para tratar de concienciar a la población con recomendaciones. Pero, por si no fuera suficiente, lanzan un último mensaje al son de la canción que tantas veces se ha reproducido estos días, ataúd en mano e imitando el baile de los protagonistas.

El viral más exitoso del mundo

El ya famoso meme tiene su origen en unos bailarines de Ghana que quisieron cambiar los funerales de su tierra marcando un antes y un después. Se han hecho muy populares en los entierros africanos con su misión de dar una “última fiesta” al difunto, animar una ceremonia tradicionalmente triste y subir el ánimo a todos los presentes. Pero ahora, su fama ha traspasado la barrera de internet.

La cara más visible del grupo, Benjamin Aidoo, se ha movido más estos días que durante sus bailes, ya que muchos han contactado con él para entrevistarlo. Uno de ellos ha sido el humorista David Guapo quien, a través de la página de Facebook Cabronazi, compartió cinco minutos con el hombre más famoso de la cuarentena global.

El ser más famoso del momento

Aidoo tiene 32 años y empezó con este negocio hace 18 años, en 2002. Al principio, a la gente no le gustaba verlo bailar. Poco a poco alcanzó su objetivo y logró animar una ceremonia que, para él, estaba mal enfocada. "Veo la muerte como una celebración. ¿Por qué no alegrarlos con un baile? Tenía que cambiar la percepción de la gente, crear un baile para que la gente parara de llorar y estuviera feliz", opina Aidoo.

Ahora, con tanta repercusión, Aidoo y los demás miembros del equipo fúnebre aceptan contar su historia. Además, aprovechan su éxito para concienciar a la población mundial para que no terminen "en uno de nuestros ataúdes y tengamos que bailar en tu entierro". "Quédate en casa o bailarás con nosotros", dice Aidoo en uno de sus últimos vídeos.