Menú Buscar
Un grupo de trabajadores de Google / GOOGLE

Por qué Google deja de comerse el ‘sándwich doble irlandés-holandés’

El gigante tecnológico renunciará a usar esta técnica que le permitía pagar menos impuestos

5 min

Una primera empresa irlandesa con sede en Las Bermudas, una segunda compañía establecida en Irlanda y una tercera con casa en Holanda para crear un entramado, legal sí, pero enfocado, al fin al cabo, en mover el dinero de un lado a otro para pagar menos impuestos. Este lío de empresas es una técnica usada por las grandes tecnológicas como Google.

Sin embargo, la compañía acaba de anunciar que dejará de usar el Double Irish, Dutch Sandwich, como es conocida esta estratagema. ¿Pero qué ha motivado a Google a tomar dicha decisión? “Seguramente lo hace ahora porque no tiene una buena imagen al respecto, y porque la presión europea ha obligado a Irlanda a cambiar su fiscalidad”, explica Benja Anglès, profesor de Estudios de Derecho y Ciencia Política de la Universitat Oberta de Catalunya (UOC) a Crónica Global.

Rebaja de impuestos en EEUU

Los últimos cambios fiscales aprobados en Irlanda y la bajada de impuestos estadounidenses habría empujado a Google a tramitar sus licencias de propiedad intelectual desde los Estados Unidos y no desde Las Bermudas, como hasta ahora.

“La decisión de Trump de bajar la fiscalidad a estas compañías ha vuelto interesante la repatriación del dinero a Estados Unidos con un coste menor y, al mismo tiempo, las tecnológicas muestran una imagen de responsabilidad fiscal”, añade Anglès. El Gobierno estadounidense ha recortado las tasas o impuestos corporativos del 35% al 21% a las empresas que devuelvan sus beneficios al país. Y, al parecer, Google quiere acogerse a este cambio.

Irlanda en 2020

Mientras, el tipo del impuesto sobre sociedades medio en los países de la UE es, según la OCDE, del 20%. En España, el porcentaje sube hasta el 25%, pero en Irlanda desciende hasta el 12,5%, es decir, la mitad. No obstante, el cambio fiscal en Irlanda que está llamado a acabar con el Double Irish o doble irlandés no se aplicará en su totalidad hasta finales de 2020. “El doble irlandés es, en resumen, la utilización abusiva de un convenio de un país con un tipo de retención menor”, explica Esaú Alarcón, abogado fiscalista en Gibernau Asesores.

Por otro lado, países como Francia, Alemania o Reino Unido están presionando cada vez más a las tecnológicas para que graven sus beneficios en los países donde los generan, con lo que se ha bautizado como Tasa Google. Incluso el acuerdo entre PSOE y Unidas Podemos habla de este impuesto sobre determinados servicios digitales. “En casos como el de Google, no suele tratarse de una decisión bondadosa, sino que la fiscalidad baja en Europa se va a acabar, y la alta en Estados Unidos va a bajar”, matiza Anglès.

Lo que no se puede negar, según Anglès y Alarcón, es que los cercos sobre técnicas como el Double Irish, Dutch Sandwich, son cada vez mayores, más sofisticados y los países poseen más medios para atajarlos y evitarlos. “Las administraciones ponen cada vez más el foco en dónde se generó el beneficio”, añade Alarcón.

La OCDE

En cuanto a la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos (OCDE), "a finales de este año, o como muy tarde a principios del siguiente, tiene previsto lanzar una tasa Google global a través de la cual se establezca un impuesto para las tecnológicas a nivel mundial”, detalla Anglès.

Sin embargo, este proyecto todavía está por definir a falta de establecer el tipo impositivo, cómo se repartiría la recaudación entre los diferentes países, etc. “La música del proyecto parece que gusta, pero falta ponerle letra”, concluye Anglès.