Menú Buscar
Pásate al modo ahorro
Economía

Más ricos con la crisis: ocho fortunas ya tienen más de 100.000 millones

Los patrimonios que superan esta barrera suman el equivalente a cerca del 87% del PIB de España en 2020

8 min

La crisis del coronavirus ha confirmado buena parte de los axiomas que jalonan los repetidos cambios de ciclo que se han dado en la historia económica de las últimas décadas: etapas de oportunidades pero también de ampliación de las brechas sociales. Cerca de un año y medio después de la irrupción del Covid-19 en el panorama mundial, ya son ocho las grandes fortunas cuyo patrimonio supera la barrera de los 100.000 millones de dólares, un hecho inédito y que podría quedarse corto de aquí al final del ejercicio, cuando la cifra podría fácilmente redondear la decena.

El espaldarazo a los mayores patrimonios del planeta que ha dado la crisis derivada de la pandemia no tiene parangón y será complicado que lo tenga en las próximas décadas. Sólo así se explica que en el último año y medio, cuando la práctica totalidad de los ciudadanos del mundo ha tenido la sensación de vivir un antes y un después, los propietarios de las fortunas cienmilmillonarias hayan visto incrementado el valor de sus carteras en unos 465.000 millones de dólares (algo más de 390.000 millones de euros).

Evolución de las ocho mayores fortunas durante la pandemia / FUENTE: BLOOMBERG
Evolución de las ocho mayores fortunas del mundo durante la pandemia / FUENTE: BLOOMBERG 

La lista de los elegidos, recogida en la relación publicada diariamente por Bloomberg, está integrada por el fundador y hasta hace unos días primer ejecutivo de Amazon, Jeff Bezos, que además la lidera; le siguen Bernard Arnault, accionista principal del grupo de productos de lujo LVHM, y Elon Musk, creador de los vehículos eléctricos Tesla; ya fuera del podio, completan la relación el cofundador de Microsoft Bill Gates; Mark Zuckerberg, creador de Facebook; los fundadores de la hoy denominada Alphabet (matriz de Google), Sergey Brin y Larry Page; y el veterano inversor Warren Buffett.

Todos superan de forma individual el umbral de los 100.000 millones de dólares (en el caso de Bezos, actualmente también el de 200.000) pero, en conjunto, suman 1.150 billones (cerca de 940.000 millones de euros), cantidad equivalente a casi el 87% del PIB español de 2020.

De tres a ocho en 18 meses

Naturalmente, los ocho estaban incluidos en las diferentes relaciones de las personas más adineradas del globo antes del inicio de la pandemia. Sin embargo, si se comparan las cifras del antes y el ahora, nadie sería capaz de adivinar que entre ambos escenarios tan solo han transcurrido 18 meses.

Sin ir más lejos, al cierre de 2019, tan sólo tres de ellos superaban un patrimonio de 100.000 millones de dólares: Bezos, Gates y Arnault. Y de ellos, la mayor fortuna sumaba unos 115.000 millones. En la actualidad, esta cifra tan sólo hubiera servido a Bezos, que era quien la poseía, para ocupar el sexto puesto en el selecto grupo de multimillonarios.

Medio millón cada minuto

Para hacerse una idea de cuánto se ha incrementado la riqueza de estos ciudadanos y cuán rápida ha sido la evolución, baste un dato. Desde que la pandemia del coronavirus irrumpió en la vida de todos, la fortuna conjunta de estos ocho elegidos ha aumentado algo más de medio millón de euros… cada minuto.

En todos los casos, el eje que soporta esta evolución prácticamente sobrenatural es el mercado de valores. El patrimonio de todos ellos se corresponde en su práctica totalidad con el valor de las participaciones que mantienen en las compañías que ellos mismos han fundado (o bien han heredado).

Tesla, por encima de todas

Salvo el caso de Tesla, la revalorización del resto de las compañías relacionadas con los más ricos del mundo ha sido notable, especialmente si se tiene en cuenta el comportamiento de los mercados en general, pero tampoco espectacular. Se da la paradoja de que en la mayoría de los casos, los avances de estos valores durante la pandemia se ha situado en torno al 60%.

La excepción es el fabricante de vehículos eléctricos, que este periodo ha multiplicado su capitalización por más de cuatro veces, cerca de un 320%. Bien es cierto que es el más pequeño de los valores mencionados y, por lo tanto, el que en principio cuenta con mayor potencial para seguir incrementando su tamaño.

Microsoft y los dos billones

En este caso, decir que es el valor con menor capitalización equivale a hablar de una empresa valorada en más de 635.000 millones de dólares (unos 534.000 millones de euros al cambio actual, notablemente por encima de la suma de todo el Ibex 35).

Para las mayores compañías del planeta, hace tiempo que dejó de ser noticia haber alcanzado el billón de dólares de capitalización. Es más, Microsoft ha sido noticia en los últimos días porque en determinados momentos de las sesiones ha situado su valor total por encima de los dos billones de dólares (1,67 billones de euros), la primera empresa en la historia que consigue tal hito.

Más del 2% de la riqueza mundial

Amazon y Alphabet le van a la zaga, con tamaños que ya superan los 1,4 billones de euros al cambio. Es decir, el valor de todas estas corporaciones por separado supera con mucho el PIB español. En el caso de Microsoft, en más de un 51%.

No es cuestión de acomplejarse. Si Microsoft fuera un país, sería el noveno más rico y a muy corta distancia del octavo, Italia. Alphabet y Amazon rondarían los puestos de 12º y 15º en la relación. La empresa cofundada por Gates y Paul Allen supone ya algo más de un 2,1% de la riqueza de todo el planeta.

Se trata de cifras que hace mucho tiempo que dejaron de tener dimensiones humanas; lo mismo empieza a ocurrir con el patrimonio de sus fundadores. Al fin y al cabo, Microsoft es una empresa de enorme tamaño, con dimensiones de país. Pero Jeff Bezos es una persona. Y, en la actualidad, sólo hay 50 países más ricos que él.