Menú Buscar
El presidente de OHL, Juan Miguel Villar Mir, en una fotografía corporativa tomada en 2014.

OHL solicita el concurso de acreedores del tren de cercanías entre Navalcarnero y Móstoles

La constructora asegura que la insolvencia es producto del incumplimiento de la Comunidad de Madrid de sus obligaciones contractuales y de la falta de diálogo

Redacción
2 min

OHL ha solicitado este martes el concurso de acreedores voluntario de la sociedad concesionaria que construía la conexión ferroviaria entre las localidades madrileñas de Navalcarnero y Móstoles, Cercanías Móstoles Navalcarnero. La cotizada presidida por Juan Miguel Villar Mir asegura en un comunicado que la resolución del contrato era la “única vía para que pueda abordarse y licitarse un nuevo proyecto” que se adapte al “nuevo contexto económico y social de la región tras la reciente crisis”.

También carga contra la gestión que ha hecho la Comunidad de Madrid con la gestión del proyecto, que le ha condenado a la insolvencia desde su punto de vista. Asegura que incumplió sus obligaciones contractuales y que ha sido imposible “encontrar una vía conciliada para encauzar el proyecto”.

Quiebra por no suspender una multa

La quiebra finalmente se ha producido tras la denegación por arte del Tribunal Superior de Justicia de Madrid (TSJM) de la suspensión cautelar de una multa de 34,08 millones que la Consejería de Transporte Vivienda e Infraestructura de la comunidad impuso a la concesionaria el pasado febrero.

La empresa había llevado el proyecto a los tribunales en diciembre para exigir la resolución del contrato. Reclamó al Gobierno presidido por Cristina Cifuentes una indemnización de 369,5 millones en concepto de inversiones realizadas (que ascienden a 238,9 millones) y daños y perjuicios.

Los juzgados de lo mercantil de Madrid deberán decidir el futuro de esta conexión ferroviaria.