Menú Buscar
Los tripulantes de cabina de Finnair en Barcelona irán a huelga / EP

Los tripulantes de cabina de Finnair en Barcelona irán a la huelga este fin de semana

La reunión de urgencia convocada por la Consejería de Trabajo de la Generalitat no ha podido conseguir un acuerdo entre trabajadores y la empresa contratista

3 min

La huelga convocada para este fin de semana entre los tripulantes de cabina de la aerolínea Finnair en el aeropuerto Barcelona-El Prat sigue en pie. La  Consejería de Trabajo de la Generalitat convocó para hoy viernes 17 de agosto una reunión de urgencia entre sindicatos y Adecco --empresa que realiza las contrataciones-- para intentar evitar estos paros, pero la reunión no ha sido exitosa.

Los trabajadores han decidido mantener las dos jornadas de huelga con las que pretenden hacer presión y conseguir subidas salariales que reclaman.

Oferta de la empresa

De hecho, la empresa sí que habría ofrecido a los trabajadores una oferta de aumento de sueldos, que los representantes sindicales no han aceptado. La  compañía habría ofrecido una subida media de los sueldos del 12% para 2018 y 2019 --con efectos retroactivos desde el 1 de enero del año vigente-- y hasta el 16% para 2020.

Tras los dos días de huelga habrá una nueva mesa de negociación en la que esperan que se pueda alcanzar un consenso entre ambas partes, en la que volvería a mediar la Generalitat. Si aún así no se consigue un acuerdo, los tripulantes de cabina pretenden volver a la huelga los fines de semana del 25 y el 26 de agosto y el 1 y 2 de septiembre.

Huelgas en seguridad

El último fin de semana de agosto podría ser complicado en El Prat a causa de varios conatos de huelga. A los posibles paros de los tripulantes de Finnair --a la espera de las negociaciones de la próxima semana-- se podrían unir, además, los de los trabajadores de seguridad, en apoyo a los compañeros vigilantes de Barajas, tal como apuntó Alternativa Sindical.

La reunión para desconvocar la huelga en Madrid tampoco ha podido alcanzar ningún acuerdo, por lo que esta ha quedado confirmada. Sin embargo, fuentes del sindicato han comunicado a este medio que, a pesar de que los trabajadores de Barcelona dan su “apoyo” a los de Madrid, es muy probable que no se llegue a convocar una huelga, a diferencia de lo que pasaría en el aeropuerto Seve Ballesteros de Santander, que se adherirían a la convocatoria “casi con total seguridad”.