Menú Buscar
Una cartera virtual que permite el pago a través de dispositivos móviles / CG

El pago con el móvil ‘pincha’

La banca, española e internacional, invierte en mejorar los sistemas de seguridad e introduce incentivos comerciales para impulsar las carteras virtuales

4 min

Con más de un 90% de penetración de teléfonos inteligentes en España y más de medio millón de datafonos adaptados al pago sin contacto, denominado contactless, repartidos por establecimientos, según los datos aportados por MasterCard, los pagos a través de dispositivos móviles no terminan de despegar. De acuerdo con el informe Economía móvil de Nielsen, solo un 24% de la población está completamente dispuesta a utilizar únicamente el móvil para llevar a cabo todas sus compras y dejar de utilizar las tarjetas de débito y crédito.

Dudas sobre la seguridad

La seguridad en las compras con smartphones es el elemento disuasivo para el 45% de los usuarios, según la consultora. No obstante, las carteras digitales están en evolución constante y sus protocoles de seguridad mejoran para mejorar el servicio a los usuarios, afirma el comparador financiero HelpMyCash.com.

¿Cuáles son las principales medidas de seguridad? En primer lugar, introducir una contraseña --número PIN o un reconocimiento biométrico como la huella dactilar-- es un elemento universal cada vez que se abre una aplicación para usar alguna de las tarjetas asociadas.

Además, aunque las transacciones sin contacto no exigen poner un número de seguridad en el datafono para pagos menores a 20 euros, la aplicación nos permite la opción de que lo pida siempre. No hay ninguna excepción por importe.

Activación y desactivación sencilla

Si se pierde el dispositivo móvil, es posible desactivar la aplicación con el monedero virtual de forma remota. Se puede activar de nuevo incluso en el mismo teléfono si se recupera posteriormente.

Todas estas apps tienen un límite de compras que se pueden realizar sin introducir el código de seguridad que cada persona puede configurar. Ante la improbable situación de que una persona se haya hecho con nuestro teléfono sin que nos demos cuenta y use el monedero virtual sin que su propietario se entere, no tendrá vía libre para comprar. A todo ello se le deben añadir los seguros antirrobo y antifraude que dispone cada banco para proteger a los clientes, incluso a los usuarios de tarjetas de crédito normales.

El futuro de los pagos móviles

Las entidades financieras invierten en mejorar la seguridad de los sistemas de pagos virtuales. Las aplicaciones avanzan hacia modelos que toman nota de los hábitos de compra de los clientes con algoritmos que detectan un gasto que se salga de lo habitual y lo puedan reportar e incluso impedir.

Según el informe de Nielsen, otro elemento de rechazo a este tipo de sistema de pagos por parte del 38% de los usuarios son los pobres incentivos comerciales. La banca también ha hecho acopio de esta reclamación y empieza a ofrecer promociones y bonificaciones por el uso del monedero virtual.