Menú Buscar
Uno de los tranvías de Alstom que opera en el área metropolitana de Barcelona / ALSTOM

Alstom va a un conflicto laboral con efectos en los trenes españoles

La falta de acuerdo para renovar el convenio de la división de mantenimiento lleva a los sindicatos a reactivar la convocatoria de huelga entre el 7 y el 12 de noviembre

3 min

La circulación de trenes en España esta semana que está a punto de empezar se verá afectada por un conflicto laboral que había salido del radar en los últimos días. La dirección de Alstom España parecía que había encauzado la negociación del convenio de la división de mantenimiento con la desconvocatoria de la huelga prevista para el lunes. Pero la falta de acuerdo ha enrocado el diálogo.

Los representantes de los trabajadores se levantaron el viernes de la mesa de negociación y anunciaron que reactivaban los paros previstos entre el 1 y el 12 de noviembre. Atribuyen a la intransigencia de la dirección la negativa a las propuestas que se les ha hecho desde la parte laboral, incluso con gestos de buena voluntad.

Mejora salarial

Básicamente, una mejora de la estructura de los salarios. Los trabajadores señalan de nuevo que si se aplican los recortes que persigue la cúpula de Alstom sus condiciones estarán por debajo de la media del sector.

La petición del comité de empresa es que, como mínimo, el convenio contemple la continuidad de la masa salarial.

Efectos en la red de trenes

Que los trabajadores de mantenimiento de Alstom vayan a la huelga tendrá efectos en toda la red ferroviaria española, incluso en la alta velocidad. Será especialmente destacada en los AVE que cubren la ruta Madrid-Sevilla, ya que la mayoría de los convoyes que cubren esta línea están operados por la multinacional francesa.

Dejarán de estar operativos los centros de reparación de los vehículos de Madrid (Fuencarral, Cerro Negro y Getafe), Toledo, Murcia y Barcelona (Can Tunis, Can Zam y los de Irvia, entre otros). En la capital catalana también se notará de forma notable los paros, ya que Alstom opera y mantiene la red de tranvías urbanos y alguno de los metros, así como los FGC.

Las líneas de Cercanías de Renfe también acusarán los efectos de la huelga, que no serán inmediatos. Se verán a medida que pasen los días y se acumule el trabajo de puesta a punto de los trenes, metros y tranvías, por lo que se espera una incidencia mayor el próximo fin de semana.