Suspende pagos la constructora Folcrá

La empresa, especialista en erigir fachadas, se fundó en los años 30 del siglo pasado

2 min
Nave de Folcrá en Martorell / CG
13.04.2017 00:00 h.

Grupo Folcrá Edificación ha presentado un expediente de concurso de acreedores ante el Juzgado Mercantil número 9 de Barcelona. La compañía arroja un activo de 16 millones y arrastra unas deudas financieras y comerciales de diez millones, según los últimos balances disponibles. Entre los acreedores bancarios figuran Bankia, Banco Popular, Banco Sabadell, Banco Santander y Cetelem.

Grupo Folcrá está especializado en el diseño, fabricación e instalación de fachadas en centros comerciales, sedes corporativas, hoteles y terminales aeroportuarias.

Socios externos

Se trata de una empresa eminentemente exportadora, que factura en el exterior del país nueve euros de cada diez euros. Dispone de filiales propias en Polonia y Emiratos Árabes Unidos. Su crisis se remonta a 2015, cuando debido a problemas con la clientela, afloraron pérdidas de 4,2 millones. Ese año, los ingresos sumaron 23 millones.

La irrupción de los números rojos impulsó a los propietarios a buscar un socio que aportara recursos frescos. Llegó a firmar un acuerdo de intenciones con un inversor, pero finalmente el pacto se frustró.

Hace pocos meses, Folcrá decidió instar preconcurso de acreedores, con el propósito de lograr un convenio anticipado, pero no lo consiguió.

Obras históricas

Folcrá tiene 90 empleados en plantilla. Es una empresa muy antigua, pues sus orígenes se remontan a 1934, cuando Antonio Folcrá comenzó a trabajar como artesano metalúrgico. Entre sus realizaciones figura la construcción de las enormes rejas de la sede de Banesto en plaza de Catalunya en 1942, las vidrieras del cine Windsor y la portalada de la firma relojera Unión Suiza.

En 1962, Antonio Folcrá se asoció con el ingeniero Juan Grau, cuyos hijos Sergio, Juan y Alejandro Grau Iglesias dirigen hoy el negocio.

¿Quiere hacer un comentario?