Menú Buscar
Una niña sujeta un osito de peluche frente a un hombre / CG

Juzgan a un hombre por agredir sexualmente a su hija, menor de edad, durante 11 años

El acusado también está investigado por dar cocaína a su hijo, de 15 años, y masturbarse frente al joven mientras éste la consumía

4 min

La Audiencia de Girona ha juzgado a un vecino de la comarca de La Selva por haber agredido sexualmente a su hija desde los 3 años a los 14 años, por lo que piden para él una pena de 29 años de cárcel. Además del acusado, de 41 años, en el banquillo se ha sentado el tío de la menor, de 31 años, que también abusó de la víctima.

La Fiscalía acusa al padre de un delito continuado de agresión sexual a una menor de 16 años, otro de violencia psíquica habitual a descendiente menor de edad, un tercer delito contra la salud pública por favorecer el consumo de drogas a una menor de 18 años, un cuarto contra la indemnidad sexual y un último leve de injurias y vejaciones.

La mujer lo denunció en 2006

Los hechos fueron cometidos entre 2006 y 2017, con el agravante del parentesco. Por ello, la Fiscalía pide que le inhabiliten para ejercer la patria potestad de sus hijos y que le prohíban vivir en la provincia de Girona, además de no poder acercarse a menos de 500 metros de la víctima durante cinco años a los que se suman otros diez de libertad vigilada. Las mismas medidas que a su hermano (el tío), a quien la Fiscalía acusa de agresión continuada a su sobrina y por el que reclaman diez años de prisión.

Según el escrito de acusación, en 2006 --la niña tenía 3 años-- su mujer sorprendió al acusado en la cama de la pequeña mientras le practicaba tocamientos, por lo que lo denunció a la policía y tramitó el divorcio. A raíz de esta separación, la Dirección General de Atención a la Infancia y a la Adolescencia de la Generalitat delegó la custodia provisional de la niña y sus hermanos en los abuelos paternos. Durante este tiempo, el padre "aprovechó las ocasiones en que estaban solos" para agredirla de diversas maneras.

También afecta a uno de sus hijos

La Fiscalía destaca que el acusado, valiéndose de su vinculación parental y del momento de desestructura familiar, trató a la pequeña "como un objeto sexual, desentendiéndose absolutamente de los deberes paternos más elementales" y llegándole a decir a su hija, como si se tratara de una relación de pareja, que "estaba enamorado de ella". 

La Fiscalía también pide que se le retire al procesado la patria potestad de otro de sus hijos. En este caso --cuando el hijo tenía 15 años-- lo llevó a un bar, le dio a consumir cocaína y terminó masturbándose frente a él mientras la iba consumiendo. En concepto de responsabilidad civil, la Fiscalía pide que los dos procesados indemnicen con 50.000 euros a la menor agredida y que el primero le pague además al hijo 10.000 euros.

Destacadas en Vida