Menú Buscar
Imagen de las vías de un tren / PIXABAY

Las mejores excursiones en tren de Cataluña

La red de Ferrocarriles ofrece una manera cómoda y económica de conocer la comunidad a bordo de sus convoyes

María Díaz
16.07.2019 00:00 h.
6 min

La red de Ferrocarriles de la Generalitat de Cataluña ofrece una vía alternativa para hacer planes durante la época de verano. Más allá de las carreteras repletas de coches que huyen del calor concentrado de las ciudades, de los atascos en busca de un destino más refrescante, el tren se postula como un medio de transporte alternativo.

Más cómodo que un vehículo convencional en el que se carece de libertad de movimientos y más económico que llenar el depósito del coche, el tren ofrece la posibilidad de apreciar la diversidad paisajística y cultural de Cataluña a través de los raíles que la atraviesan.

Vías de interés cultural y natural

La propia red de Ferrocarriles de la Generalitat de Cataluña ha seleccionado varios trayectos dignos de experimentar, entre los que destacan la línea Barcelona-Vallès, la línea Llobregat-Anoia y las líneas R5 o R50.

Línea Barcelona-Vallès. Esta red del complejo ferroviario catalán ofrece diversas ofertas turísticas y culturales al gusto de los viajeros. Desde una ruta en plena naturaleza por el Parc de Collserola y el entorno de Olesa de Montserrat, hasta una visita a la Casa Milà diseñada por el arquitecto y artista catalán Antonio Gaudí.

Diversas especies vegetales y animales

El Parc de Collserola constituye uno de los patrimonios históricos más importante de la comunidad. Los restos arqueológicos, los castillos, las masías, las ermitas y las iglesias, las fuentes, las barracas de viña y los edificios singulares que acogen son el testimonio de la evolución histórica de la zona.

Población de Olesa de Montserrat / TURISMO DE CATALUÑA
Población de Olesa de Montserrat / TURISMO DE CATALUÑA

Junto a los vestigios de la colonización humana del parque, en él habitan distintos ejemplares de fauna y flora. Un total de 28 tipos de mamíferos diferentes, 191 especies de aves, 17 de reptiles, diez de anfibios y siete de peces. Entre la flora, árboles, arbustos y hierbas que equilibran el ecosistema de la sierra.

Ruta a través de la montaña

La población de Olesa de Montserrat, en la comarca del Baix Llobregat, ofrece una ruta a través de la montaña dedicada a las ermitas que allí se han levantado a lo largo de los siglos, concretamente entre el X y el XV: Sant Jaume de Castelló, Sant Pere Sacama y Sant Salvador de les Espases.

Además, realizar el trayecto en tren de la línea Barcelona-Vallès supone acabar en Sant Cugat del Vallès, una localidad repleta de edificios históricos de interés turístico patrimonial, como el Real Monasterio de Sant Cugat o la Cruz de Término de Sant Cugat.

Modernismo a pie de vía

La Casa Milá, o Pedrera, es el mejor ejemplo de la cultura a través de la vías del tren catalanas. Declarada patrimonio de la humanidad por la Unesco, el edificio diseñado a principios del siglo XIX por el arquitecto Antonio Gaudí se ha convertido en un símbolo de Barcelona, Cataluña y España.

El artista respondió a la demanda del empresario Pere Milà de construir una casa con una fachada en piedra de estilo modernista con formas onduladas, tan características en él en las ventanas y los balcones, en las plantas de la vivienda y hasta en las chimeneas.

La anciana y el diablo

Línea Llobregat-Ainoa. Esta es otra de las rutas más llamativas dentro de la red catalana de trenes ya que gracias a ella se puede atravesar el conocido como Puente del Diablo de Martorell, que erigieron los romanos en el año 10 antes de Cristo como tramo de la Vía Augusta.

Puente del Diablo de Martorell / WIKIMEDIA COMMONS
Puente del Diablo de Martorell / WIKIMEDIA COMMONS

Según la leyenda popular, el diablo ofreció a una anciana un puente sólido y robusto que la permitiera atravesar el río Llobregat a cambio de llevarse el cuerpo y el alma de quien primero lo atravesara. La anciana engañó al diablo al hacer que un gato fuese el primero en cruzar el puente. El gato perdió su cuerpo y su alma pero Martorell consiguió su puente.

De ruta con el santo

Línea R5 o R50. Esta línea de la red ferroviaria de Cataluña tiene conexión directa con Sant Ignasi de Loiola. Fue en Manersa donde el santo vivió unos meses y donde escribió los ejercicios espirituales de relevancia eclesiástica e histórica. Allí también se encuentra la cueva que lleva su nombre y, que según la tradición, le sirvió de inspiración.

Ferrocarriles de la Generalitat de Cataluña ha puesto a disposición de los usuarios un billete combinado llamado Enotren, Manresa universal, la ciutat de Sant Ignasi, que incluye una ruta guiada por los lugares vinculados al paso del santo por estas tierras.  

Esta web utiliza 'cookies' propias y de terceros para ofrecerte una mejor experiencia y servicio. Más información