Menú Buscar
Un coche patrulla de la Policía Nacional / EFE

Un detenido en Barcelona por pornografía infantil

En el registro de su domicilio, los agentes localizaron un terminal móvil en el que almacenaba gran cantidad de imágenes de menores en ropa interior o desnudos

3 min

La Policía Nacional ha detenido a un hombre en Molins de Rei (Barcelona) como presunto autor de un delito de pornografía infantil. La investigación se inició el pasado abril, cuando el Centro Nacional de Niños Explotados y Desaparecidos de EEUU alertó a las autoridades españolas sobre la actividad de un usuario en una aplicación de almacenamiento de imágenes. En su perfil tenía más de 30 fotografías de contenido pedófilo. 

Cuando la unidad de delitos telemáticos consiguió localizar al sospechoso, en el registro de su domicilio los agentes localizaron un terminal móvil en el que almacenaba gran cantidad de imágenes de menores en ropa interior o desnudos. Muchas de ellas las obtenía por su profesión de montador de muebles. Así aprovechaba descuidos de sus compañeros de trabajo para filmar a los niños que se encontraban en las casas a las que acudía. También lo hacía en las duchas y vestuarios de una instalación deportiva de la que es abonado. 

Intercambio de archivos

La Policía ha corroborado que el arrestado también intercambiaba con terceros los archivos que grababa. Lo hacía a través de aplicaciones de mensajería instantánea. La investigación continúa abierta con el objetivo de identificar y localizar a nuevas víctimas, así como a los destinatarios de los archivos pedófilos.

El detenido, tras pasar a disposición judicial, ha quedado en libertad con cargos a la espera de juicio. El juez le ha impuesto la prohibición de acercarse al lugar de trabajo en el que tenía contacto directo con menores.

Investigación conjunta

En la investigación han participado agentes de la Policía Nacional afectos a Delitos Tecnológicos de la Brigada Provincial de Policía Judicial de Barcelona, el Grupo de Protección al Menor de la Unidad Central de Ciberdelincuencia y por la Brigada Local de Policía Judicial de la localidad de Cornellá de Llobregat.