Menú Buscar
Varios vasos con vermut en la barra de un bar / PIXABAY

Los 'cazan' tomando un vermut en plena cuarentena y alegan estar "en una reunión de trabajo"

Los Mossos también han detenido a un hombre tras hacerse pasar por policía para robar a una anciana en L'Hospitalet

2 min

Pese a las advertencias de las autoridades, hay quienes siguen incumpliendo las restricciones de movilidad, y no escatiman excusas para intentar eludir la denuncia de la policía. Así ha sucedido este miércoles, cuando los Mossos d'Esquadra han encontrado a dos hombres en L'Hospitalet tomando un vermut.

Cuando los agentes les han reprobado su conducta, estos han argumentado que "estaban haciendo una reunión de trabajo". No ha sido la única denuncia que el cuerpo ha interpuesto hoy por incumplir el confinamiento. En la misma localidad han detenido a un hombre que se hizo pasar por policía y, con la excusa de ayudar a una anciana con la compra, ha intentado robar los objetos de valor que tenía en su domicilio. Los mosos lo han detenido in fraganti.

Fiesta en una fábrica

La policía también ha denunciado por resistencia a la autoridad a un grupo de personas por organizar una macrofiesta en una antigua fábrica de Mataró. Así ha sucedido con otro hombre en Salou que, además, era reicidente por saltarse el confinamiento. En este caso los agentes detectaron que llevaba encima 14 gramos de marihuana.

En Lleida, la Guardia Urbana ha denunciado al propietario de un bar y a sus clientes, que se encontraban tomando café, pese a que durante el estado de alarma ni bares ni restaurantes pueden abrir al público. Fue una patrulla la que comprobó que del local salían tres clientes con las bebidas para llevar y se quedaban en la calle consumiéndolos.

Narcopiso en el Raval

La actividad policial contra la delincuencia también ha continuado. Este miércoles, Mossos y la Guardia Urbana de Barcelona han clausurado un narcopiso en el barrio del Raval de la capital catalana, donde había tres personas.

Según ha informado fuentes policiales, el piso estaba situado en la calle Valldonzella de Barcelona, y los policías han tapiado el inmueble para impedir la venta de drogas. 

Destacadas en Vida