Menú Buscar
Mariano Rajoy rodeado de periodistas a su llegada hoy al Congreso de los Diputados / EFE

Rajoy confirma su reunión con Puigdemont

El presidente del Gobierno afirma que dialogaron sobre los problemas que afectan a los ciudadanos pero “no sobre cómo incumplir la ley”

3 min

Mariano Rajoy ha confirmado este miércoles que se reunió con Carles Puigdemont. El presidente del Gobierno ha dicho que nunca han hablado “sobre incumplir la ley”, pero sí sobre los problemas que afectan a los ciudadanos.

Ha sido tras la información publicada hoy del encuentro secreto que mantuvo con el presidente de la Generalitat el 11 de enero en la Moncloa. Sin embargo, ha evitado confirmar explícitamente la existencia de esta reunión ni de qué está dispuesto a dialogar con Puigdemont.

Hablar de los problemas

Rajoy ha hecho hincapié en que él está dispuesto a hablar con el Gobierno catalán. "Quiero hablar, pero quiero hablar de los problemas reales y no de liquidar España", ha enfatizado.

En declaraciones en los pasillos del Congreso, tras responder a las preguntas de control, Rajoy ha sido preguntado en un par de ocasiones si esa entrevista se produjo, pero ha esquivado el asunto. "La posición, que hoy recoge un medio de comunicación, mía es la de siempre", ha dicho, para añadir que él quiere tratar con el Gobierno catalán "los temas que afectan a la gente".

En este sentido, ha dicho que le gustaría que Puigdemont se implicase en los acuerdos de la Conferencia de Presidentes porque se habla de asuntos como la financiación autonómica, la dependencia, el empleo o los problemas demográficos. "Yo quiero hablar también de los Presupuestos, de las inversiones y de las infraestructuras", ha destacado.

"Volver a la sensatez"

"Por tanto, es momento de volver a la sensatez, al sentido común y terminar con esto, que lleva ya cinco años y no ha conducido a nada positivo para los ciudadanos de Cataluña. Mi disposición es la mejor y yo efectivamente quiero hablar, pero quiero hablar de los problemas reales y no de liquidar España ni la ley", ha concluido.

Desde el Gobierno continúa el silencio sobre los posibles contactos entre el Gobierno y la Generalitat que no forman parte de la agenda oficial del presidente.