Menú Buscar
Pásate al modo ahorro
La portavoz del PSC, Eva Granados, en el Parlament

El PSC, a Aragonès: “¿De qué lado está, de la CUP o de los Mossos?”

Ciudadanos acusa al Govern de trasladar su golpe independentista a las calles, los comunes expresan complicidades con el republicano y el PP arremete contra los "pijos revolucionarios"

7 min

La número dos del PSC, Eva Granados, ha instado al vicepresidente de la Generalitat, Pere Aragonès, a elegir entre la CUP o los Mossos d’Esquadra, porque “las dos cosas no puede ser”. La socialista ha intervenido en el Parlament, donde ha comparecido Aragonès para informar de los actos violentos durante las protestas por el encarcelamiento del rapero Pablo Hasél.

Granados ha recordado, respecto a la necesidad de ir a los problemas de fondo que ha mencionado Aragonès en su intervención previa: “Ustedes llevan años gobernando. Ustedes son el gobierno que más han recortado, no centrifugue su responsabilidad. España es una democracia plena, perfectible, pues el Gobierno ya ha anunciado que mejorará la libertad de expresión”.

"El Govern lleva años animando las protestas"

“¿De qué lado está, de la CUP o de los Mossos? Porque no se puede estar de los dos lados. ¿Se presentará el Govern como acusación particular en las denuncias por los destrozos? ¿Prestará asistencia jurídica a los mossos? El sábado vimos como ardía una furgoneta de la Guardia Urbana con un agente dentro. ¿Cómo hemos llegado hasta aquí? El Govern lleva años animando esas protestas. Todos recordamos el apreteu, apreteu. O se está por el respeto, o se está por el apreteu”.

Carlos Carrizosa (Ciudadanos) ha acusado al Govern de “trasladar su golpe de Estado” independentista a las calles y de justificar la violencia para contentar a la CUP. “La violencia nada tiene que ver con la libertad de expresión, tiene que ver con un cantante que agrede a periodistas y amenaza”, ha dicho Carrizosa, quien ha acusado a Aragonès de hacer demagogia al enmarcar los altercados con “un Estado español opresor”. 

Violentos contra los mossos

"Los violentos cargan impunemente contra los mossos. Si ellos no pueden contar con el Govern ante los totalitarios independentistas, Cataluña está peor de lo que pensábamos”, ha asegurado el dirigente de la formación naranja.

Por su parte, Jéssica Albiach (Em Comú Podem) ha arrancado su intervención acusando a Carrizosa de emular a Vox con su discurso. Sobre las protestas. Ha criticado a quienes pretenden centrar la cuestión exclusivamente en la violencia, que ha condenado. Pero ha asegurado que “también es violencia que las familias pasen frío mientras las eléctricas tienen beneficios o no pueden acceder a una violencia”. La dirigente de los comunes es partidaria de revisar el modelo policial, tal como se debatió en el Parlament en 2013, cuando se acordó acabar con la pelotas de goma, mientras que su grupo y la CUP votaron en contra también de las balas de foam.

La CUP no tiene suficiente

Albiach ha expresado complicidades con ERC en cuanto a la necesidad, no solo de debatir el modelo policial, sino también en el malestar social que hay detrás de las protestas y en que "los problemas no se solucionan a golpe de porra". Pero también ha instado a cambiar el gobierno en favor de un pacto progresista.

Vidal Aragonès (CUP), no satisfecho con la intervención de Aragonès, se ha referido al "derecho de reunión y de protesta" que se "criminaliza" por parte de los Mossos. "No tenemos una juventud violenta, sino violentada. No tienen ninguna perspectiva de futuro. No es que vivan peor que sus padres y madres, viven peor que sí mismos. Pero ustedes se dedican a hablar de contenedores y empresas multinacionales. Queremos ir a las causas". Aragonès ha dicho que centrar el debate en el modelo policial es "propio de la derecha". Y advierte de que, "ante las políticas neoliberales, barricadas".

"Pijos revolucionarios"

Alejandro Fernández (PP) ha tildado el discurso de Aragonès de "viscoso y ambigüo" pues lo que ha pasado en las calles "es terrorismo urbano". Porque "cuando pijos revolucionarios destrozan una tienda de lujo, a quien perjudica a jóvenes trabajadores que no tienen tiempo de salir a la calle porque se tienen que salir adelante". Considera "inmoral" negociar con los Mossos.

Asimismo, Sergi Sabrià (ERC) ha defendido el debate sobre la seguridad ciudadana en el Parlament. "Nos equivocamos si lo hacemos al margen del malestar económico y social. Son diez días de protestas y la pregunta no es por qué acaban así, sino el origen", ha dicho, tras coincidir con el vicepresidente que la calidad democrática española "es baja si se encarcela a quien critica en sus canciones a la monarquía". Sabrià ha manifestado la necesidad de un gobierno amplio y excepcional, que pasa por la independencia y donde "el PSC no tiene cabida porque apoya la represión".

Albert Batet (Junts per Catalunya) considera comprensible que "la gente esté cabreada. El encarcelamiento de Hasél es la gota de colma el vaso. Avisamos de que la represión era implacable contra los independentistas. Pero también contra la libertad de expresión. Es lógico que la gente salga a la calle". Ha condenado, no obstante, la violencia contra los Mossos y la Guardia Urbana, así como contra los comercios. "La democracia no conjuga con la violencia. Ninguna causa permite legitimarla. Por eso defendemos a los Mossos, como policía democrática y ejemplar", ha precisado, tras defender una revisión del modelo de las unidades destinadas al orden público, "acorde con la defensa de los derechos humanos".