Menú Buscar
Pásate al modo ahorro
Médicos catalanes manifestándose ante la Generalitat para reclamar más recursos para la atención primaria / METGES DE CATALUNYA

Médicos catalanes piden más profesionales y medios para una atención primaria "en situación límite"

Denuncian el "deterioro extremo" de la sanidad en Cataluña tras la pandemia y una década de recortes

Ricard López
4 min

El sindicato Metges de Catalunya (MC) ha pedido este miércoles con una concentración en la plaza de Sant Jaume de Barcelona más recursos económicos y profesionales para la atención primaria en la comunidad autónoma, con un mínimo de un millar más de médicos de familia, debido a la "situación límite" y el “deterioro extremo” en la que se encuentra.

Una treintena de facultativos se han manifestado ante la sede de la Generalitat en la plaza de Sant Jaume, una concentración a la que han acudido vestidos con sus batas blancas y sentándose en sillas, dejando varias vacías para representar a los médicos que se han ido a trabajar al extranjero o a otras comunidades por la precariedad laboral, los que están de baja laboral y los que han fallecido por el Covid-19.

"Futuro catastrófico"

Los médicos han simbolizado de este modo la "falta de profesionales y el futuro catastrófico que se acerca" a consecuencia del déficit de recursos en la atención primaria.

El sindicato ha lamentado el incremento de bajas laborales por estrés, ansiedad y depresión entre los especialistas de medicina familiar y comunitaria, que se han "triplicado" en los últimos años.

Casi cinco millones más de visitas en un año

Esta "precarización creciente", según el sindicato, empuja a muchos profesionales a abandonar la atención primaria y buscar nuevas oportunidades laborales en el ámbito de las mutuas, la sanidad privada e incluso en otras comunidades autónomas y países.

Así, han argumentado que la atención primaria en Cataluña "necesita incorporar más de un millar" de médicos, la mayoría especialistas de medicina familiar y comunitaria, para afrontar el final de la pandemia de coronavirus y recuperar la atención a las enfermedades crónicas.

De hecho, según cifras del sindicato, la atención primaria realizó 4,7 millones de visitas más en 2020 respecto a 2019, casi un 10% más, y el trabajo en las consultas creció un 30% durante el último trimestre del año pasado, en comparación con el mismo periodo del año anterior.

Una década de recortes

La protesta se ha desarrollado coincidiendo con la conmemoración del Día Mundial del Médico y la Médica de Familia, y en la misma se ha reclamado "un incremento sustancial de los recursos humanos y económicos destinados a la atención primaria para frenar en seco el deterioro extremo que padece la especialidad de medicina familiar y comunitaria", según esta organización.

El sindicato considera que esta especialidad está inmersa en una "situación límite", tras un año de pandemia y una década de recortes.