Menú Buscar
Pásate al modo ahorro
Dos jóvenes con el móvil compartiendo contenido en sus redes sociales  / EUROPA PRESS

Los jóvenes catalanes escogen su ocio en castellano

Un informe que analiza los usos lingüísticos de los estudiantes de cuarto de ESO demuestra que el catalán retrocede como lengua de lectura, en consumo audiovisual, redes sociales y deporte

6 min

Los jóvenes prefieren utilizar el castellano en su tiempo de ocio. Así lo demuestra un informe que analiza los usos lingüísticos de los estudiantes de cuarto de ESO. Sus autores detectan un retroceso del catalán en la lengua de lectura, en consumo audiovisual, redes sociales y actividades deportivas.

Las últimas estadísticas del Consejo Superior de Evaluación del Sistema Educativo analizan los datos de los usos lingüísticos de alumnado de cuarto de ESO en la educación no formal y tiempo libre. El resultado es el Estudio sociodemográfico y lingüístico del alumnado de cuarto de ESO en Cataluña 2006-2013-2021 [se puede leer en este enlace].

Leer por placer

El informe no tiene en cuenta la variedad territorial --barrios o municipios--, que sin duda es enorme. Entre las principales conclusiones destaca que cuando los alumnos leen por placer, suelen combinar lecturas en catalán y en castellano indistintamente, o bien se decantan por el castellano. Quienes leen sobre todo en catalán representan un porcentaje más bajo.

libros comics
Lengua utilizada por los jóvenes catalanes en su tiempo de lectura

La lengua de lectura varía ligeramente en función del soporte. En las revistas, la primera opción es “sólo o sobre todo en castellano” (46,5%), en cambio, tan sólo el 8,2% se decanta por publicaciones en catalán (un incremento muy leve respecto a 2013). En la lectura de cómics, predomina el castellano (54,1%) y el catalán decae comparado con años anteriores (5,8%). A diferencia de lo que sucedía en ediciones anteriores, cuando se trata de leer libros, la mayor parte del alumnado lo hace en castellano (45,1%), aunque también existe una gran proporción que lee "tanto en castellano como en catalán" (38,2%), y la lectura de libros mayoritariamente en catalán decae sensiblemente (8,7%).

Consumo audiovisual

En el consumo audiovisual, el castellano es la opción mayoritaria con diferencia (62,2%), mientras que su uso combinado con el catalán, y el uso principal de otras lenguas distintas del catalán y el castellano presentan porcentajes relativamente similares (19% y 15,8%, respectivamente).

El consumo audiovisual principalmente en catalán es de tan sólo un 3%. Si se comparan los usos lingüísticos en el audiovisual de 2021 con los de la televisión de 2013, se observa sobre todo que el uso combinado del catalán y el castellano deja de ser una opción habitual para caer a menos de la mitad (del 41,1% al 19%), mientras que crecen a ritmos similares tanto el uso del castellano (+11,8 puntos).

Redes sociales

En las redes sociales, el catalán mantiene unos niveles de uso algo más elevados que en el audiovisual, tanto en su uso principal (8,9%) como en combinación con el castellano (25,7%), aunque la opción mayoritaria sigue siendo claramente el castellano (58%). Estos porcentajes suponen una diferencia considerable respecto a 2013, cuando el catalán tenía un espacio importante en las redes de un 56,9% del alumnado, porcentaje que cae casi a la mitad en 2021 (34,6%). Las terceras lenguas también ganan algunos usuarios respecto a 2013, si bien en una proporción más baja que para el audiovisual (de 3,1% a 7,4%).

television redes
Lengua utilizada por los jóvenes catalanes en el consumo audiovisual y redes sociales

El uso del catalán es ligeramente mayoritario en las clases de música o danza y en la participación en asociaciones (44,1% y 39,2%, respectivamente), y también está muy presente en las clases de teatro (38,7%), donde sólo se ve superado levemente por el uso conjunto del catalán y el castellano (39,5%). “Se dan estos porcentajes porque las clases de música y de teatro son actividades tradicionalmente asociadas a un capital social propio de la clase media”, precisan los responsables del estudio.

En cambio, en el ámbito deportivo (lo que cuenta, con diferencia, con mayor participación) la opción mayoritaria es el castellano (40,8%), superior al uso del catalán y el de ambas lenguas (28,5 y 28,7%, respectivamente). En este sentido, “las actividades deportivas suelen ser más transversales al capital socioeconómico y, por tanto, explicaría una mayor presencia de la lengua castellana”, explican los autores.

Amistades

El último ámbito analizado es la lengua hablada con las amistades fuera del centro escolar. En este punto, se evidencia nuevamente la convivencia del catalán con otras lenguas, fundamentalmente con el español.  Alrededor de un tercio del alumnado usa mayoritariamente el catalán para dirigirse a las amistades de fuera del contexto escolar, mientras que cerca del 57% lo hace “pocas veces” o “nunca o casi nunca”.