Menú Buscar
La alcaldesa de Barcelona, Ada Colau, en una imagen de archivo junto a agentes de la Guardia Urbana / CG

Un fichero municipal recogerá datos personales de los agentes de la Guardia Urbana de Barcelona

El ayuntamiento señala que es una actualización de la base de datos y que sólo se aplicará en asuntos internos

05.04.2017 09:05 h.
3 min

El Ayuntamiento de Barcelona creará un fichero con datos de carácter personal denominado Gestión de la Unidad de Deontología y Asuntos Internos de la Guardia Urbana. Incluirá información especialmente protegida de policías como hábitos sexuales, raza, ideología política y creencias religiosas.

El Boletín Oficial de la Provincia de Barcelona ha publicado la resolución de la alcaldesa de Barcelona, Ada Colau, de aprobar la creación de este fichero. Fuentes del consistorio han explicado que el fichero no es de nueva creación, sino el resultado del cambio de nombre de uno que la Guardia Urbana utiliza para investigar asuntos internos. También indica que se actualizará para añadir nuevas tecnologías, como el vídeo.

Obtención de información reservada

Esta base, según publica el BOPB, permite realizar consultas y gestionar y registrar informaciones reservadas y procedimientos disciplinarios. Será tratada de forma parcialmente automatizada desde los equipos que dispongan de acceso a la red corporativa. También se podrá entrar a la plataforma desde cualquier dispositivo con conexión a la intranet o a los servidores centrales de la Policía local. 

Su finalidad es gestionar procedimientos de información reservada de funcionarios. También investigará los hechos que lleven a infracciones disciplinarias o infracciones penales, procedimientos sancionadores, vinculados a la asignación del armamento y se regisrará las sanciones impuestas. También será la vía para canalizar quejas ciudadanas y peticiones de otras entidades competentes ante los servicios prestados por la Guardia Urbana.

¿Datos protegidos?

Los datos están protegidos y sólo serán comunicados a administraciones o entes públicos que lo requieran en uso de sus competencias, indica la resolución. Se hace referencia que se trata de una norma con rango de ley y que deberá cumplir los preceptos de la protección de datos. 

Afirma que se protegerá de forma destacada los datos sobre ideología, afiliación sindical, religión, creencias, origen racial o étnico, salud (enfermedades, discapacidades ...), vida sexual, violencia de género o cualquier otra que sea "especialmente relevante para la investigación concreta".

La existencia de la base y la inclusión de los datos protegidos ha sido mal recibida por el sindicato de agentes CSIF. Asegura que incumple la normativa vigente en este sentido y que vulnera derechos fundamentales. La organización ha anunciado que tomará medidas legales ante su aplicación.

Esta web utiliza 'cookies' propias y de terceros para ofrecerte una mejor experiencia y servicio. Más información