Menú Buscar
Pásate al modo ahorro
El presidente del Parlament, Roger Torrent, durante una sesión plenaria, en el Parlamento catalán / EP

Los diputados del Parlament siguen cobrando dietas de desplazamiento pese a no ir

El coste de estos complementos ha supuesto un coste para los contribuyentes de 1,4 millones de euros desde mayo

3 min

Los diputados del Parlament continúan cobrando dietas de desplazamiento a pesar de que su actividad presencial se ha reducido al mínimo y la mayoría de sus comisiones se hacen por vía telemática debido a la pandemia de coronavirus.

En total, el Parlamento autonómico catalán ha pagado 1.380.000 euros en este tipo de dietas a sus diputados desde el pasado mes de mayo, según cifras del programa Planta Baixa de TV3.

Asistencia muy reducida

Sin embargo, a causa de la pandemia, la asistencia a los plenos suele ser muy minoritaria --apenas 20 diputados de los 135 en diez plenos-- y la mayoría de sus comisiones son telemáticas: 84 sobre 138 (un 61%), según cifras de dicho programa. Por lo que respecta a las reuniones de ponencias de ley, 34 fueron también a distancia (un 75%).

En los últimos dos meses, a raíz de la segunda ola, de las 60 reuniones de comisiones, 53 fueron telemáticas (88%) y de las 25 reuniones de ponencias, un total de 22 (88%).

De 17.000 a casi 24.000 euros por cápita

Las dietas de los diputados por viajes y desplazamientos van desde los 16.975 euros anuales de quienes residen en Barcelona y sus alrededores, los 22.070 de quienes viven a hasta un radio de 80 kilómtros, hasta los 23.895 para los que lo hacen en municipios a más de 191 kilómetros. En total, estas dietas suponen un desembolso de 230.000 euros al mes para el erario público.

El pasado mes de marzo, cuando el Parlament cerró su actividad a causa de la eclosión de la primera ola de coronavirus, la Mesa aprobó que los diputados donaran un 25% de su sueldo del mes de abril para entidades benéficas. Algo que ya no ha vuelto a ocurrir, pues desde mayo cobran íntegros sus sueldos y complementos.

El sueldo base de un diputado del Parlament, según dicho programa, ronda los 3.000 euros mensuales, y el de su presidente, los 7.000. A los cuales se añaden los diversos complementos.

Destacadas en Crónica Política

Destacadas en Política