Menú Buscar
Anna Saliente, candidata de la CUP en Barcelona / @CUPBarcelona

La CUP dice que le han 'robado' 56.000 votos

La formación denuncia un error del Ministerio y asegura que suma un total de 177.330 votos y 337 cargos electos

28.05.2019 17:08 h.
2 min

La CUP-Amunt asegura que un error del Ministerio del Interior en el recuento de votos en las elecciones municipales le ha restado 56.000 votos y que, en realidad, el total asciende a 177.330.

El Ministerio del Interior otorgó a la CUP un total de 121.274 votos. "Unos resultados erróneos, ya que a partir de un segundo recuento que ha hecho la formación a través de los datos desglosados ​​por municipio del mismo Ministerio, la cifra correcta asciende a 177.330 votos, un 4,82% del total de la participación en Cataluña y 31.689 menos que en 2015, lo que supone una disminución del 16%. Del mismo modo, la suma correcta de cargos electos asciende a 337 por la CUP-Amunt", según explica en un comunicado.

Añadem que "las candidaturas de confluencia donde ha participado la CUP y que firmaron el manifiesto de adhesión, a partir de los marcos políticos establecidos en la Asamblea Nacional de Cervera, han obtenido un total de 15.168 votos y 40 cargos electos. Estas candidaturas son: Palma, Ripollet, Sant Adrià del Besòs, Sant Pere de Ribes, Vilassar de Mar, Viehla e Mijaran, Sort, Naut Aran, Vilajuïga, Sant Cugat Sesgarrigues, Les, Nou de Berguedà y Bausen".

Malos resultados

Por lo tanto, la suma de las 209 candidaturas CUP-Amunt y de confluencia - Ripollet se adhirió a última hora -, cifra un total de 192.498 votos y 377 cargos electos, en los Países Catalanes.

Los resultados obtenidos por los antisistema en estos comicios han sido adversos. En la ciudad de Barcelona, donde en 2015 habían logrado entrar con tres concejales en el ayuntamiento, se han quedado fuera. En Sabadell, donde gobernaban, han pasado de cuatro a tres concejales. Y en Badalona no han recuperado la alcaldía que un día dirigieron, pues el popular Xavier García Albiol ha vencido con soltura.

Asimismo, pierden el único concejal que tenían en Terrassa y L’Hospitalet. Solo conserva Berga como bastión.