Menú Buscar
Pásate al modo ahorro
Josep Maria Argimon, consejero catalán de Salud, en una comparecencia anterior / EP

Cataluña relajará el recuento de casos de Covid para desaturar empresas y escuelas

La Consejería catalana de Salud dejará de testear a los pacientes con síntomas del virus y se acabarán las cuarentenas "tal y como están planteadas"

3 min

Cataluña dejará de contar concienzudamente los casos de Covid-19 en la región para dar oxígeno a las empresas y las escuelas, desbordadas por la cascada de contagios y contactos de positivos. La Consejería de Salud avanza una "nueva fase" en la gestión de la pandemia de cara a finales de marzo y abril. En esta nueva etapa, no se testará a todos los pacientes con síntomas del virus, y no habrá cuarentenas obligatorias como las de ahora. 

Lo ha explicado el consejero catalán de Salud, Josep Maria Argimon, quien ha detallado en RAC1 los pormenores de la nueva estrategia de combate el patógeno. Según el conseller de Salud, la relativa levedad de la variante ómicron --con una tasa de hospitalización de apenas el 0,6 por 1.000, ha explicado- pero su infectabilidad elevada --Cataluña ha contado 800.000 casos desde el 20 de diciembre- exige nuevas maneras de lidiar con la enfermedad. 

Fin de los test y las cuarentenas

Ello ocurrirá a finales de marzo o principios de abril, cuando remita la sexta ola. Cuando ocurra, Salud dejará de hacer test a todos los ciudadanos que acudan al sistema sanitario con síntomas de Covid. Lo que hará, ha explicado Argimon, es hacer un seguimiento de la enfermedad con el testeo de una base de 300.000 a 500.000 personas. No habrá, pues, tests masivos ni seguimiento exhaustivo de contactos de positivos. 

¿Qué tendrán que hacer los ciudadanos contagiados en esta "nueva fase? "Aislarse en casa, tal y como se recomienda cuando una persona tiene síntomas de gripe estacional", ha señalado el consejero. No habrá, no obstante, bajas sistemáticas por Covid. Con este cambio de paradigma, Salud pretende frenar la cascada de contagios que notifica cada día y que provoca, a su vez, un alud de incapacidades laborales y faltas escolares. 

Pase Covid, piden un dictamen

Antes del cambio de fase en la lucha contra la pandemia, tendrán que decaer las restricciones antipandémicas pensadas para la sexta ola del virus. A este respecto, el consejero Argimon ha informado de que la obligatoriedad del pase Covid dependerá de un dictamen pedido al consejo científico asesor.

El resto de medidas, como el cierre gubernativo del ocio nocturno o las restricciones de aforo en la restauración, ha agregado el también médico, dependerá de los acuerdos entre consejerías. "Hay que tomar esa decisión de manera conjunta", ha planteado el conseller