Menú Buscar
Ada Colau, en la fiesta de los Tres Tombs del distrito de Sant Andreu, este domingo.

Colau planta a Puigdemont

Redacción
1 min

Ada Colau no asistió a la investidura del presidente Carles Puigdemont. Rápidamente, la agitadora oficial del nacionalismo tertuliano se lo recriminó en Twitter. La alcaldesa de Barcelona contestó alegando un compromiso contraído con anterioridad. El compromiso sería personal, porque en la página web del ayuntamiento la alcaldesa no tenía ningún acto programado.

Los soberanistas están que trinan. Pero, visto lo visto, no es de extrañar que Ada Colau no fuera a la investidura de Puigdemont. Su designación como presidente ha dado al traste con la posibilidad de que En Comú Podem le robara la merienda a CDC y, con muchas probabilidades, también a ERC. La alcaldesa se ha quedado con las ganas. Y Puigdemont, también con las de que la líder de la capital catalana fuera a su investidura: en su lugar acudió Gerardo Pisarello, el primer teniente de alcalde. No empiezan bien las relaciones.