Menú Buscar
El secretario general de UGT de Cataluña, Josep Maria Àlvarez

Álvarez lleva de delegado al congreso confederal de UGT a un alto cargo de Puigdemont

Redacción
1 min

Cesc Poch es presidente de los Minyons de Terrassa. Fue en el número 54 de la lista de Junts pel Si por Barcelona y es militante de ERC. Ahora también es el nuevo director de la Agencia Catalana de la Juventud.

Hasta ayer Poch, era secretario general de la UGT de Osona, y en función de este cargo fue elegido delegado al congreso confederal de la UGT que debe elegir el sustituto de Cándido Méndez. El secretario de la UGT catalana, Pepe Álvarez, aspira a este cargo, y se ha rodeado de una delegación absolutamente fiel para lograr este objetivo. En esta delegación, sigue el flamante nuevo director de la Agencia Catalana de la Juventud que depende de la también ugetista Dolors Bassa, que fue secretaria del sindicato en Girona.‎ Poch irá a Madrid a apoyar a Álvarez. Quizás lo haga en nombre de Puigdemont, mientras Álvarez se queja de la prensa crítica que denuncia un sindicato socialista plagado de independentistas.