Menú Buscar
Isabel Preysler y Mario Vargas Llosa se darán el "sí quiero" este año

Isabel Preysler cumple 66 años con un pie en el altar

La reina de corazones quiere oficializar su romance con Mario Vargas Llosa, pero si el escritor no se divorcia en Perú podría ser considerado un "delito de bigamia"

3 min

Isabel Preysler está de celebración. La reina de corazones cumple años este sábado 18 de febrero, una fecha muy señalada en la que seguro no le faltará el cariño de todos los suyos.

Isabel celebra su 66 cumpleaños en uno de los momentos más especiales de su vida. Enamorada y feliz al lado de Mario Vargas Llosa, este 2017 se prevé muy especial para ella. Y es que como han contado la pareja en sus últimos reportajes para ¡Hola! su boda estaría más cerca que nunca.

"Jamás imaginé que volvería a estar pensando en casarme... pero la vida me sorprende", confesaba en una entrevista que concedió el pasado 2 de noviembre, donde además señalaba que el premio Nobel estaba deseando volver a pasar por el altar: "Mario es muy romántico. No le podemos preguntar cómo le gustaría que fuera la boda porque lo convertiría en una novela, pero continuamente me habla de ella". 

¿Delito de bigamia?

Aún así, parece que todavía tendremos que esperar para volver a ver a Isabel decir 'sí quiero'. Esta será la cuarta boda para la madre de Enrique Iglesias después de haber estado casada con Julio Iglesias de 1971 a 1979, con Carlos Falcó de 1980 a 1985 y por último, haber perdido a su marido Miguel Boyer en 2014 después de veintiséis años de feliz matrimonio. 

Pasados los años, la vida ha vuelto a sorprender a Isabel Preysler, como ella misma dice: en ningún momento se imaginó que podría volver a enamorarse. Aún así, algunas voces como las de la periodista Pilar Eyre aseguran que el enlace es algo más que lejano: "Me confirman que Mario no ha movido un dedo para pedir el divorcio en Perú. O sea que si se casase, aunque en España la boda sería legal, en su país incurriría en un delito de bigamia. ¡Nadie entiende por qué no ha dado ese paso todavía!". 

Tengamos boda o no, lo que está claro es que Isabel disfrutará de un nuevo cumpleaños al lado del que se ha convertido en su mayor tesoro. "Estar con Mario me ha aportado muchísimo. Además de felicidad y amor, he aprendido muchas cosas, he conocido a gente interesantísima, me ha enseñado lugares maravillosos que nunca había visitado...", confesaba a finales de 2016 a ¡Hola!.