Menú Buscar
Pásate al modo ahorro
Pipi Estrada y Miriam Sánchez en 'Sálvame' / MEDIASET

La tremenda bronca entre Pipi Estrada y Miriam Sánchez en plena calle

El colaborador se ha mostrado de lo más preocupado por su expareja al ver las imágenes de la pelea en 'Sálvame'

3 min

Tremenda bronca entre Pipi Estrada y Miriam Sánchez en plena calle en Madrid. Sálvame ha emitido esta tarde las imágenes del conflicto que tuvieron el colaborador y su expareja el miércoles pasado. "Fui a la ayuda de Miriam, pero no sé qué ha podido pasar en su cabeza, en su cuerpo, pero ha sido una reacción desproporcionada", ha contado.

Al parecer, la expareja tuvo una gran pelea en la que se gritaron e incluso la exactriz porno le levantó la mano y le gritó fuera de sí. Después de acudir a un restaurante, el colaborador trató de irse con su coche cuando ella le interceptó de manera bastante agresiva. "¡Ven aquí ahora mismo! ¿Qué vamos a hacer cuando no esté Miriam?", le gritaba Sánchez

Desagradables imágenes

Mientras que Pipi Estrada le pedía "por favor" que no se acercase al coche, Míriam le sacó los cables con los que se carga su coche eléctrico al grito de: "¡Ahora lo recoges por el camino! ¡Ojalá hay paparazzis, Pipi Estrada! Ahora sí que te puedes ir a tu puta casa".

Efectivamente, el colaborador decidió poner rumbo a su casa, pero la excolaboradora lo intentó seguir e incluso le llegó a tirar un zapato contra su coche. Unas imágenes que han sobrecogido al plató de Sálvame y, en especial, a Estrada: "Nunca pude pensar que me iba a encontrar con esta situación tan irracional".

Complicada situación

El colaborador ha narrado que estaba fuera de sí, que no parecía ella misma: "De repente no entendía nada, la reacción, el porqué y sobre todo este momento de autodestrucción". En su opinión, Miriam está en un momento "muy vulnerable" en el que sufre "muchos miedos". 

De hecho, cree que ve a su actual pareja "como su enemiga. Tiene miedo a perder ese derecho como madre pero nadie lo va a usurpar". La situación le produce mucha "tristeza y rabia" porque se siente incapaz de hacer algo por ella: "Si tú no te dejas, es muy difícil, no se deja, te escucha un día pero al día siguiente se le olvida".